30 de marzo de 2019
30.03.2019

Esto es lo que tienes que hacer mientras cenas para perder peso de forma segura

Se trata de algo que muy poca gente hace

30.03.2019 | 15:15
Un plato de ensalada.

Parece algo básico pero no todo el mundo lo tiene en cuenta cuando se pone a comer. No sólo cuenta lo que tienes en el plato. También cuenta cómo lo comes. Y por eso los nutricionistas aseguran que si de verdad quieres ser consciente de lo que estás ingiriendo y si quieres, además, perder peso de una forma sana y saludable debes hacer dos cosas (sobre todo mientras cenas): evitar distracciones y centrarte en lo que estás haciendo. Diversos estudios han demostrado a lo largo de los últimos años que cenar viendo la tele, por ejemplo, puede hacer que engordes. Y lo hace sobre todo porque estás distraído y no eres consciente de cuando estás lleno. Pero no es lo único que tienes que evitar.

Comer despacio y con agua también es importante. En este sentido tienes que evitar tanto el alcohol como los refrescos azucarados. En ambos casos estás consumiendo sólo calorías vacías que nada te van a aportar y que van a ser muy difíciles de descontar en tu organismo de forma posterior. Pero también es fundamental que comas despacio. No en vano comer no es sólo (o al menos no debe serlo), algo meramente físico que hagas para calmar el hambre o el apetito. También tiene que ser algo que disfrutes.

Pero además es importante que diferencies qué es el hambre emocional. Se trata de un tipo de hambre (en este enlace te lo explicamos) que puedes "matar" sólo con beber un vaso de agua. No tienes que comer para poder con ello. Por eso es sólo algo emocional y no algo físico como el hambre que sientes cuando, por ejemplo, no has desayunado.

Recuerda que al final lo más importante es que comas productos naturales y que primes la salud por encima de cualquier otra cosa. De hecho lo que debe importarte es cambiar los hábitos más que la comida. Si empiezas a comer mejor y a moverte más podrás adelgazar de una forma que evite el tan temido "efecto rebote", ese que logras cuando de pronto bajas muchos kilos gracias a una dieta milagro o gracias a matarte a pasar hambre. Esos son sólo kilos que vas a conseguir ganar de forma rápida poco después. Recuerda que tienes que dar como mínimo 15.000 pasos al día según la Organización Mundial de la Salud para estar en buena forma y conseguir evitar enfermedades normalmente relacionadas con el excesivo sedentarismo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Magazine