MARINA SAN JOSÉ | Actriz, interpreta a Victoria en la comedia "Al final de la carretera"

"No aspiro a llegar a Hollywood, me basta con seguir currando en lo que me gusta"

"Actúo por primera vez en Oviedo, le guardo especial cariño y tengo muchos amigos aquí; espero disfrutar de San Mateo"

05.09.2015 | 04:44
Marina San José caracterizada como Victoria.

Marina San José (Madrid, 1983) forma parte del elenco de "Al final de la carretera", una comedia original de Willy Russell sobre una pareja idílica con una casita en las afueras cuya vida se tambalea cuando el marido, Rafa, cumple los cuarenta. Hija de Ana Belén y Víctor Manuel, lleva el arte en las venas. Será representada en el Filarmónica el sábado 12 y el domingo 13 de este mes.

-La obra trata de la crisis al descubrir que nuestra vida no era como imaginábamos. ¿Es la risa el mejor remedio?

-Sí. Es lo único que podemos hacer, y precisamente del drama es de donde sale la mejor comedia.

-¿Nos ayuda el teatro a perseguir nuestros sueños?

-El teatro te hace soñar, te hace viajar durante un rato. Para nosotros, claro, es diferente que para el público. Hay mucha gente que se siente identificada al ver esta función, los pilla esa época de su vida. Eso los transporta, los hace sentir como en un viaje muy gracioso y muy bonito.

-Su personaje, Victoria, ¿es esa amiga tan perfecta a la que todos tenemos rabia?

-Siempre hay alguien así. En esa noche (la de la representación) que todo es un poco locura, que nos hace reaccionar un poco a todo, se le ve una cara oculta a la amiga pija. No es tan perfecta, le salen todas las miserias.

-¿Cómo ha preparado el personaje?

-En los ensayos con Gabriel Olivares, que es el director, él ayuda mucho a crear el personaje poco a poco. Me estuvo dando unas pautas sobre el texto, hemos ido fijando cosas. Como el teatro es algo vivo, en cada función añades cosas, creando de forma paulatina.

-¿Hubo alguna dificultad en la adaptación de la pieza?

-Es una obra de los años 70 con una adaptación de Juan Carlos Rubio. Hay elementos de la actualidad, como programas de televisión, cantantes... que dan mucho juego. De David Bisbal se habla mucho, por ejemplo. Juan Carlos ha hecho una adaptación maravillosa y muy de ahora.

-¿Qué añade usted?

-Desde que hemos empezado, que ya llevamos año y pico, cada vez he tenido más mala leche (ríe) porque le encaja al personaje, lo marca mucho y funciona en escena.

-¿Victoria tiene algo de usted?

-El carácter (ríe). No tengo tanta mala leche, pero un poco sí.

-¿Qué se pueden esperar los espectadores ovetenses que vayan a verla?

-De todo, porque no tiene nada que ver el principio con el final. Le da la vuelta a todo y es una obra que se pasa rapidísimo. Dura poco, sólo hora y media. No te da tiempo a aburrirte, ni a dormirte, ni a mirar el reloj. Te metes en ella desde el principio y yo creo que se lo van a pasar muy bien.

-¿Qué significa para usted actuar en Oviedo?

-Es la primera vez. He estado antes en Gijón, en Avilés y en más sitios de Asturias. Es lo que más cerca me pilla de Mieres, donde nació mi padre; le tengo especial cariño y muchos amigos por allí. Espero que podamos disfrutar de San Mateo y darnos una vuelta por el centro, a recordar.

-Profesionalmente, ¿disfruta más el teatro, el cine o la televisión?

- Al teatro le tengo mucho cariño, porque es lo que más he hecho y con lo que empecé. Es lo que me gana, pero estamos abiertos a todo.

-¿Qué proyectos le esperan después?

-Estrenamos el 25 de septiembre "De chica en chica", una peli que hicimos el verano pasado. Tengo teatro hasta el año que viene con "Al final de la carretera".

-¿Hacia dónde le gustaría que fuera su carrera profesional?

-Todo lo que venga será bienvenido, no aspiro a llegar a Hollywood. Me basta con seguir currando en lo que me gusta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído
Enlaces recomendados: Premios Cine