Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Principado decide hoy abrir el pequeño comercio con limitaciones de aforo

Oviedo y Gijón aprueban sendas iniciativas para reclamar la reapertura, con medidas de seguridad que impidan la concentración de clientes

Calle comercial de Avilés.

El Principado decide hoy levantar la mano para que el pequeño comercio de proximidad pueda abrir las puertas, siempre bajo estrictas condiciones de seguridad y tras analizar la evolución de los contagios y hospitalizaciones. Esta opción cuenta con el respaldo al menos de los Ayuntamientos de Oviedo y Gijón, y se analizará en el marco de la comisión de crisis por el covid, en la que están representados Principado, ayuntamientos y Delegación del Gobierno.

En el caso ovetense, el gobierno local (PP y Cs) presentó ayer en la Comisión de Economía municipal la propuesta para instar al Principado a reabrir al público los locales “de todas las actividades minoristas”. Contó con el respaldo de PP, Cs y Vox, aunque PSOE y Podemos se opusieron. Los socialistas ovetenses cuestionaron que el gobierno local plantease esa medida sin escuchar el criterio del Principado.

El Pleno de Gijón también acordó que la alcaldesa, la socialista Ana González, acuda a la reunión de hoy defendiendo la reapertura del sector, con limitaciones. La iniciativa contó con el respaldo de todos los partidos, salvo la abstención de Podemos.

El pequeño comercio ha reclamado abrir en las mismas condiciones que en las primeras fases de la desescalada, con control de aforos y accesos limitados al interior de los establecimientos, una solución por la que podría optar el Principado para aliviar la situación de los autónomos del sector. De hecho, el propio Ejecutivo autonómico se mostró favorable desde el inicio a reajustar la medida de cierre, que adoptó hace una semana, ante las quejas del sector.

Donde no se prevén modificaciones es en la regulación del cierre de la hostelería, aunque el Principado tampoco está dispuesto a modificar la norma para permitir explícitamente la venta de cafés y pinchos para llevar. Esta solución, adoptada por algunas cafeterías para capear el cierre, ya se ha visto respaldada al decidir la Policía no impedirlo.

Gran protesta de la hostelería, que reclama ayudas directas

Las plazas de los ayuntamientos asturianos y la plaza de España en Oviedo, frente a la Delegación del Gobierno, serán esta mañana, a partir de las 11.00 horas, escenario de las concentraciones convocadas por la patronal de la hostelería de Asturias, Otea, y a la que están llamados el resto de sectores afectados por la pandemia. El objetivo es que los gobiernos de las distintas administraciones habiliten ayudas directas que permitan la supervivencia de los negocios y de las familias que dependen de ellos. La concentración, convocada a nivel nacional por Hostelería de España, ya ha recibido el apoyo de varios colectivos, como la de Otava (asociación de operadores turísticos y agencias de viajes de Asturias), la asociación de turismo rural Arca, también de guías turísticos, de proveedores, transportistas, comercio, taxista.

Compartir el artículo

stats