Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

José Luis García

La cara amable del deporte base en Gijón

El viaje con su mujer y su hija a esquiar a Jaca fue el último que realizó Javier Faes Álvarez, director de programas del Patronato Deportivo Municipal de Gijón, antes de fallecer. No podía ser de otra manera en una persona que vivió toda su vida por y para el deporte. Licenciado en Derecho, aunque nunca ejerció, Faes era aficionado a la pesca y, más aún, al Sporting, del que era socio desde hacía 49 años. Quienes más le conocieron destacan de él su buen carácter, su simpatía y su ironía socarrona. Deja su impronta en la villa de Jovellanos, a la que ayudó a crecer en el aspecto deportivo desde que entrara, hace ya tres décadas, a formar parte del patronato. Treinta años en los que se erigió como "la cara amable" de la entidad, el contacto entre clubes y Ayuntamiento de Gijón. Alma del patronato, hubiera cumplido los 61 años este mes.

Compartir el artículo

stats