Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Acto de clausura del 30.º aniversario del hospital coañés

Los médicos de Jarrio piden regular e incentivar la movilidad entre centros

"La gente viene aterrorizada a los hospitales comarcales y luego tiene experiencias gratificantes", defiende el cirujano Guillermo Vigal

El ginecólogo Ángel López, durante su intervención, y dos asientos más allá, el cirujano Guillermo Vigal.

El ginecólogo Ángel López, durante su intervención, y dos asientos más allá, el cirujano Guillermo Vigal. T. CASCUDO

El problema de la carencia de profesionales sanitarios protagonizó ayer los actos de clausura del 30.º aniversario del hospital comarcal de Jarrio. Por eso resultaron especialmente reveladoras las intervenciones de dos de los médicos del centro hospitalario coañés reclamando la necesidad de regular, por un lado, y hacer atractiva, por

Junto a Vigal, el jefe de Ginecología de Jarrio, Ángel López, reconoció que muchos profesionales viven "angustiados" esta carencia de personal, que deja al descubierto áreas importantes como el servicio de Urología. En este sentido, pidió al Servicio de Salud del Principado (Sespa) que dé una solución a corto plazo a un problema "que va a ir a peor". "El Sespa tiene que tomarse esto en serio y hacer una normativa clara. La colaboración voluntaria tiene éxitos, pero, si no existe, se producen desastres", subrayó.

La jornada se abrió con un coloquio sobre la gestión de los hospitales comarcales en el que participaron directivos de los centros de Cangas del Narcea, Arriondas, Mieres y Langreo. Estos profesionales defendieron la colaboración entre hospitales como "primordial e imprescindible", en boca del director del Hospital Álvarez-Buylla, Raimundo Álvarez. "La movilidad de profesionales va a tener que seguir haciéndose por la escasez de profesionales, pero tenemos que hacerlo apetitoso y que no vaya en detrimento de los profesionales", añadió. En este sentido, el gerente del hospital cangués, Carlos Pintado, señaló que es necesario "profundizar en el espíritu colaborativo de las áreas", al tiempo que destacó el carácter razonable y colaborativo de los profesionales.

Disertaron también sobre si la red de Atención Primaria está bien dimensionada, con disparidad de criterios, sobre el momento de efervescencia que vive la profesión enfermera, reivindicada por su papel clave, y sobre el modelo de gestión clínica.

En la segunda mesa tomaron la palabra los representantes de los diferentes colectivos de profesionales, desde enfermeras a personal administrativo, para chequear su situación actual. El presidente del colegio oficial de Médicos de Astruias, Alejandro Braña, reconoció que estos profesionales viven un momento delicado por un exceso de trabajo y falta de motivación. Negó que haya carencia de médicos, sino que falta un incentivo para que quieran venir a Asturias: "Lo que tenemos que hacer para fijar a la gente es darles mejoras laborales y retributivas. Es absolutamente seguro que así querrían venir". En términos similares se expresó el fisioterapeuta de Jarrio, Javier García, que destacó que en el hospital coañés se trabaja bien, pero es necesario dar estabilidad laboral a los profesionales y también poner a su alcance la posibilidad de formarse."Los profesionales se forman en Asturias y se van a trabajar a otras comunidades. Hay que ayudarles a que se queden", señaló la secretaria de la Junta de Personal del área I, Carmen García, quien señaló que cuando Jarrio nació, hace treinta años, "era necesario, pero ahora es imprescindible".

Cerró el acto la gerente del Sespa, Concepción Saavedra, que destacó que Jarrio es uno de los hospitales mejor valorados de la región.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats