17 de agosto de 2017
17.08.2017

Los controles de alcohol y drogas en el puente festivo se saldan con seis positivos

La Policía Local hizo las pruebas a un total de 237 conductores, en su mayor parte de turismos, sin detectar consumos de estupefacientes

17.08.2017 | 02:23
Un conductor, durante un control en Arzobispo Guisasola.

La campaña de la Policía Local contra el consumo de alcohol y drogas al volante finalizó el martes con seis positivos. Se realizaron un total de 237 controles de alcoholemia durante las intervenciones llevadas a cabo a propósito del puente de la Asunción, pero no se detectó ningún caso por consumo de drogas.

Las alcoholemias registradas se detectaron de madrugada o a primera hora de la mañana y todas ellas corresponden a conductores de turismos. De hecho, el 95 por ciento de los vehículos detenidos durante el dispositivo en la ciudad eran turismos. El resto corresponde a camiones y motocicletas de distintas cilindradas.

Los positivos durante esta campaña corresponden a cinco hombres y una mujer por consumo de alcohol. Tres de ellos, además, rebasaron la tasa de 0,60 miligramos por litro de aire expirado, por lo que sus casos fueron derivados a la vía penal. Este proceso judicial podría terminar con una condena de tres a seis meses de prisión, una multa económica, servicios en beneficio de la comunidad con una duración de entre 30 y 90 días y la privación del derecho a conducir desde uno hasta cuatro años.

En concreto, a las 08.20 horas de la mañana del domingo, un conductor triplicó la tasa de alcoholemia con 0,77 miligramos por litro en aire. Ese mismo día, los controles detectaron otro positivo de madrugada, en la calle Pepe Cosmen, que se solventó con una sanción administrativa. Fue durante la noche del viernes al sábado cuando se dieron los otros dos casos derivados a la vía penal. Uno de ellos se registró en la calle Martínez Marina, a las 03.10 de la madrugada, tras una parada rutinaria.

El otro conductor se vio implicado en un accidente sin víctimas al estrellar su coche en la localidad de Roces, en la carretera que va hacia Villamiana.

Estos seis positivos de la campaña puesta en marcha durante el puente festivo se suman a otras seis sanciones por alcoholemia registradas durante los primeros días del agosto. "Por lo general es un mes flojo", explicó a LA NUEVA ESPAÑA el encargado del dispositivo en la calle Arzobispo Guisasola, junto al Campillín.

Los 237 controles realizados por la Policía Local a lo largo de los últimos cinco días tuvieron lugar en distintos puntos del municipio, como la intersección entre la calle Azcárraga con Campo de los Patos, la glorieta de la Cruz Roja o la avenida de Lisboa, en el barrio de Teatinos.

Las sanciones impuestas varían en función de la tasa de alcohol ingerida. De esta manera, las multas van desde los 500 euros y la retirada de cuatro puntos del carnet a 1.000 euros y seis puntos, para quienes superan la tasa penal, al margen de la condena que establezca un tribunal.

En lo que queda de mes de agosto, los controles de la Policía Local se centrarán en vigilar que se respeten los límites de velocidad en las vías que atraviesan el concejo, incluso las rurales. Para ello, se intensificarán las intervenciones en diversas zonas del municipio dentro de las campañas para reforzar la seguridad vial.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído