09 de agosto de 2018
09.08.2018

Comprar el Sporting, objetivo (o delirio) del empresario leonés de la trama corrupta "Enredadera"

"El Patatero", habitual en El Molinón, quiso involucrar al empresario leonés Juan José Mansilla en aventuras ligadas al fútbol

09.08.2018 | 02:21
Imagen aérea de El Molinón, en cuyos palcos hacía negocios "El Patatero", que decía querer comprar el Sporting.

Uno de los temas recurrentes del delirante sumario de la "trama Enredadera" es el fútbol, y más concretamente el Real Sporting de Gijón. Hasta el punto de llegar a hablarse en dos ocasiones de su compra. Y en alguna más de los palcos de El Molinón.

El empresario leonés Ángel Luis García Martín, más conocido como "el Patatero" era un asiduo de los palcos de El Molinón, donde invitaba a "sus contactos" y aseguraba hacer negocios con empresarios mexicanos de origen leonés. El palco del "Patatero" en el estadio del Sporting aparece más veces en el sumario, también cuando se trata de pagar la factura y pasársela a alguna de sus empresas. No le debía de parecer muy rentable porque llega a decir que le salía mejor ser socio de honor del Atlético de Madrid (contaba que le había costado 8.000 euros) que el palco de El Molinón. "Por ahí pasan todos los importantes, eso sí que es jugar en Champions", dice en las escuchas.

Además de barajar montar una agencia de futbolistas junto con Juan José Mansilla, un conocido abogado y empresario al que se relacionó en su día con la Cultural Leonesa, manifestaba en otras conversaciones tener contactos con gente de Brasil para los mismos fines. El punto álgido de sus pretendidas correrías futbolísticas es la conversación en la que encarga a uno de sus empleados contactar con Mansilla con el fin de comprar el Sporting a través de un grupo de accionistas que estaban interesados. "Intenta localizar a Juanjo y pregúntale si quiere comprar el Sporting", espeta "el Patatero" . El asunto del Sporting figura otra vez en las escuchas como "algo complicado y que no se puede hablar por teléfono".

Queda la duda de si el empresario astorgano hablaba en clave en ese momento. Aunque su afición por el fútbol es una constante en el sumario, también en otras ocasiones se habla de toros y el propio "Patatero" anima a su interlocutor a utilizar símiles taurinos para ocultar el verdadero asunto de la charla: "no digas nada, se acabó, los toros, tú habla de toros ... van a hacer una corrida de cojones, eso lo tienen bien atado".

Su interlocutor, reprendido antes por haber hablado de operaciones bancarias de forma abierta en la conversación, había intentado excusarse: "...que no, de operaciones de boca, de sacar muelas, coño, no otra cosa".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook