11 de marzo de 2020
11.03.2020

El Ayuntamiento comienza hoy a colocar los 26 nuevos bancos de la Escandalera

"Son más altos y más cómodos", asegura el concejal de Parques y Jardines, Gerardo Antuña

11.03.2020 | 01:12

El Ayuntamiento de Oviedo iniciará hoy "a primera hora de la mañana" la colocación de 26 nuevos bancos en la plaza de la Escandalera. La actuación permitirá rematar los trabajos iniciados a mediados de enero cuando el Consistorio aprovechó para retirar los bancos arcoíris, generando numerosas críticas por parte de los grupos de la oposición, el PSOE y Somos, así como de varios colectivos LGTBI.

El edil de Parques y Jardines de Oviedo, el popular Gerardo Antuña, asegura que los nuevos bancos, de color madera y estructura metálica negra, "son más altos y cómodos" y mejorarán por tanto las prestaciones para los peatones que pasean a diario por la céntrica plaza ovetense.

La colocación de este mobiliario se produce días después del traslado a la Losa de ocho de los bancos retirados de la Escandalera, eso sí, tras darles una mano de pintura de color verde. Tanto el edil del área, como el Alcalde, el popular Alfredo Canteli, defendieron la necesidad de colocar dichos bancos junto a la entrada de la estación de Renfe para satisfacer "una vieja demanda vecinal". Concretamente, se colocaron cuatro bancos al sol y otros cuatro a la sombra. Del resto de bancos quitados de la Escandalera se desconoce de momento su paradero.

El equipo de gobierno defendió en enero la necesidad de reformar la plaza de la Escandalera para hacerla más accesible y, ya de paso, aprovechó para sustituir unos bancos que fueron pintados en su día por orden del gobierno tripartito, peo generaban rechazo en parte de la sociedad. "Es un clamor que hay que quitarlos", llegó a decir en su día Alfredo Canteli al respecto de la controversia existente sobre el caso.

Mas accesibilidad

Los trabajos tuvieron una duración de unas tres semanas y conllevaron una inversión de 42.000 euros y desde el equipo de gobierno defienden que los cambios han mejorado la accesibilidad tanto para personas con movilidad reducida como para los carritos de bebés y los numerosos peatones que llegan continuamente desde la calle Pelayo y San Francisco.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook