Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Corredoria pide una actuación urgente para salvar sus hórreos

Los vecinos aseguran que los elementos patrimoniales situados en el parque de La Cabornia “acabarán cayendo” por el deterioro

El hórreo que se quemó hace dos años rodeado de vallas.

El hórreo que se quemó hace dos años rodeado de vallas.

Los tres hórreos ubicados en el parque de La Cabornia –el espacio verde situado cerca de la estación de trenes de La Corredoria– “acabarán cayendo” si el Ayuntamiento de Oviedo o el Principado no hacen algo por evitarlo con la máxima celeridad. Al menos eso es lo que denuncian los vecinos del barrio, que piden una intervención urgente para que salvar un tesoro patrimonial que está seriamente amenazado por el deterioro. “Son una seña de identidad del barrio y nadie mira para ellos. Si no se hace algo pronto van a caerse. Y lo que es peor, puede que se caigan encima de alguien”, advierte Jesús García Peón, de la asociación de vecinos Asparve.

No es la primera vez que los habitantes de La Corredoria levantan la voz para tratar de salvar sus hórreos, que se colocaron en el parque que separa el barrio de la autopista que une Oviedo con Gijón (AS-II) cuando se empezó a construir el barrio. Según explica Maite Orozco, del colectivo vecinal “San Juan”, los hórreos se trasladaron en su día desde las fincas en las que estaban ubicados para llevarlos a La Cabornia y son “un recuerdo vivo de lo que fue La Corredoria”, elementos “que son muy importantes” para los vecinos.

Los hórreos presentan daños que son apreciables a simple vista, “están rodeados de maleza” y tienen el tejado en muy malas condiciones. Uno de ellos, de hecho, sufrió un incendio hace más de dos años y lo único que se hizo fue vallarlo para evitar posibles accidentes. Este tipo de elementos patrimoniales suelen contar con normas estrictas de conservación, pero ese no es el caso de los hórreos de La Corredoria, algo que los vecinos no entienden. “En su momento se gastó mucho dinero para ponerlos en el sitio que ocupan actualmente y ahora se están dejando caer”, critica la presidenta de la asociación San Juan.

Los vecinos de La Corredoria no sólo piden una intervención inmediata para intentar salvar los hórreos, quieren que el mantenimiento sea constante y que la Policía Municipal se encargue de vigilar la zona para que no se produzcan acciones que puedan deteriorar aún más el conjunto patrimonial de La Cabornia.

Compartir el artículo

stats