Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vecinos de Llanes denuncian una nueva oleada de vascos y madrileños hacia su segunda residencia

Vecinos de Llanes denuncian una nueva oleada de vascos y madrileños hacia su segunda residencia

La alerta saltó en Llanes en la mañana del viernes: varias empleadas y algunos clientes de supermercados denunciaban la presencia en los locales de muchas personas "no habituales". Era, según resaltaban, una nueva oleada de segundos residentes, procedentes en su mayoría de Madrid y el País Vasco, similar a la registrada el fin de semana en que se decretó el confinamiento, que habrían roto la orden de cuarentena domiciliaria para pasar las vacaciones de Semana Santa en sus lugares de veraneo.

Empezaron a circular entonces fotografías y vídeos que trataban de confirmar las denuncias: persianas subidas en urbanizaciones llaniscas hasta entonces cerradas a cal y canto, toldos desplegados en terrazas de pisos de la capital del concejo y Posada, casas abiertas en la zona rural y hasta un vídeo en el que aparece un coche con una maleta sobre la baca en esta última localidad.

Las críticas de los llaniscos no han cesado desde entonces, y varios de ellos han denunciado la presencia de turistas ante la Guardia Civil. Fuentes del Instituto Armado han confirmado este extremo y han intensificado, si cabe aún más, la vigilancia: se están pidiendo los carnés de identidad para comprobar el lugar de residencia. Según todos los indicios, los "visitantes" habrían aprovechado la madrugada para saltarse el control policial. No obstante, la Guardia Civil sí ha impuesto algunas sanciones por este motivo. El temor de los llaniscos es que en los próximos días sigan llegando más segundos residentes de zonas con altos niveles de contagio y que se dispare la cifra de afectados en el concejo, hasta el momento bajas.

Compartir el artículo

stats