Los hospitales de las Cuencas rondan la plena ocupación por la epidemia

El aumento de la carga asistencial no ha obligado a suspender operaciones ni consultas

13.01.2017 | 09:30

Altos niveles de ocupación, pero "normalidad" en el funcionamiento de los quirófanos, las consultas y el resto de servicios. Ese es el análisis que hacen los responsables sanitarios a la hora de valorar la incidencia de la epidemia de gripe en las comarcas del Nalón y del Caudal.

El índice de ocupación del complejo sanitario de Riaño era ayer del 87 por ciento, según explicó Alba Riesgo, directora del hospital Valle del Nalón: "El centro está lleno, con niveles de ocupación que en los últimos días se han movido entre el 85 y el 89 por ciento, pero todos los servicios están funcionando con normalidad. Todas las camas están operativas y no han tenido que suspenderse consultas ni actividad quirúrgica. Dentro de la alta carga asistencial, la actividad es normal". Riesgo esgrimió que, tras el pico registrado en diciembre, la curva de la epidemia parece haber entrado en una fase descendente. "Este año se está notando especialmente en los niños de 1 a 4 años y en el grupo de edad de 50 a 64 años".

La incidencia en el área sanitaria del Caudal también se está dejando notar, aunque la situación es menos grave que en otros hospitales de la región. Actualmente, el Álvarez-Buylla de Mieres está al 94 por ciento de ocupación, una cifra "muy alta", pero que se ha podido asumir sin problemas. La gerencia y la dirección del centro han optado por mantener todas las plantas, entre ellas una que habitualmente permanece cerrada en periodos vacacionales en los que baja la ocupación. La medida se ha tomado para hacer frente al incremento de la demanda de tratamientos derivados de la gripe. También se ha incorporado más personal para atender a los pacientes. En Urgencias, tanto en el hospital como en Atención Primaria, el volumen de trabajo también está siendo mayor a causa de la epidemia de gripe, tal y como explicaron ayer los responsables del área VII.

En cualquier caso, los tiempos de espera en las urgencias hospitalarias siguen siendo las mismas que el año pasado y no se han incrementado. El hospital tampoco se ha visto obligado a suspender intervenciones quirúrgicas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine