Corvera

Trasona quiere dormir tranquila

El Ayuntamiento pide al Ministerio de Fomento la colocación de barreras antirruido en la autopista «Y» y en la A-8

27.03.2012 | 05:25
La autopista «Y», en primer término, con la parroquia de Trasona, al fondo.
La autopista «Y», en primer término, con la parroquia de Trasona, al fondo.

Nubledo,


Illán GARCÍA


El gobierno local quiere eliminar o, al menos, reducir el impacto acústico que provocan las vías rápidas que cruzan el concejo, la conocida como autopista «Y» y la autovía del Cantábrico. Por ello, el Ayuntamiento pedirá en las próximas semanas al Ministerio de Fomento que coloque una serie de barreras antirruido para evitar el intenso y continuo sonido de los coches en las parroquias de Trasona, principalmente, y en Molleda. «Después de las fiestas de Semana Santa tenemos previsto realizar una reunión con los vecinos para exponerles esta propuesta», manifestó ayer el concejal de Urbanismo, Enrique Bueno (IU), que ve prioritaria la colocación de estas barreras antirruido para evitar más molestias a los vecinos que habitan en las inmediaciones de la autopista.


«Lo primero que haremos será entrevistarnos con los vecinos y más tarde expondremos nuestra propuesta al Ministerio de Fomento, que siempre ha prometido estas barreras pero siempre se ha quedado ahí», indicó el concejal de Urbanismo, que no descarta convocar movilizaciones para conseguir la instalación de estas placas. «Una petición que no es nueva, es una demanda vecinal desde hace más de quince años», resaltó el también portavoz de Izquierda Unida.


Ya en abril de 2011, el Estado preveía la instalación de este tipo de barreras, pero desde entonces poco se ha sabido de aquella propuesta ministerial. Por aquel entonces, Fomento preveía colocar estas barreras en Trasona, Molleda y Villa, respectivamente. Por aquel entonces, ya se hablaba de que el presupuesto para colocar esas barreras antirruido rondaría los dieciséis millones de euros. Por culpa de la crisis, el Estado se planteó, en su momento, dividir el plan para Corvera en varios tramos. Así, esos dieciséis millones podrían dividirse en bloques de seis millones de euros cada uno y en años alternos.


Ahora, el gobierno de Corvera quiere dar un impulso a esta propuesta que colea y que nunca se ha llevado a efecto, mientras que los vecinos de Trasona, principalmente, sufren las consencucias de la contaminación acústica por dos viales, la carretera vieja a Gijón y la «Y». Según el mapa estratégico de ruidos de las carreteras del Principado, Trasona tiene una solución compleja que se abordará mediante planes zonales específicos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine