Intercambio báltico en Pumarín

Tres alumnas de Letonia realizan prácticas de Formación Profesional bajo la tutela de profesores de Instituto Número 1

01.04.2013 | 03:28
Anna Osonova, Svetlana Konon y Maria Pavlovska, bajo el mapa de Europa.
Anna Osonova, Svetlana Konon y Maria Pavlovska, bajo el mapa de Europa.

Llevan poco tiempo en Gijón, pero tienen ya claro que sus prácticas laborales les supondrán un buen impulso a sus carreras profesionales. Maria Pavlovska, Svetlana Konon y Anna Osonova pasarán tres meses en la ciudad realizando sus prácticas como técnicas de laboratorio y auxiliar de enfermería, en el caso de Anna, tras terminar sus estudios en Letonia. Forman parte además del grupo de estudiantes «erasmus» de Formación Profesional tutelados desde el IES Número 1, un centro en el que esta modalidad de preparación para el desempeño de un oficio está teniendo exitosos resultados.


Desde el año 1990 más de un millar de alumnos de ESO, Bachillerato y Ciclos Formativos han participado en diversos programas internacionales desde el centro, con intercambios y estancias en destinos que también incluyen Estados Unidos y Canadá a través de los consulados de dichos países. Una labor que «da muy buenos resultados», señala Mariano Argüelles, jefe de estudios y coordinador de programas internacionales del IES Número 1.


De hecho, estos programas se han convertido en «objetivo prioritario dentro del sistema de calidad con el que llevamos trabajando desde 1998», apunta Argüelles. Y tanto para los alumnos que viajan a otros países como para los extranjeros que recalan en Gijón. «Es una ciudad con mucha cultura, con mucha oferta diferente para elegir», coinciden las tres alumnas letonas a la hora de explicar por qué han elegido este destino.


A ello se suman «unas prácticas interesantes, que nos servirán para encontrar un buen trabajo en Letonia o aquí, porque si sale algo aquí nos quedamos», aseguran las jóvenes. Dos de ellas, Maria y Svetlana, están haciendo sus prácticas de laboratorio en el Hospital de Cabueñes, mientras que Anna se ejercita como auxiliar de enfermería en la residencia de ancianos de Montevil. Unas prácticas que «gracias a la ayuda y a la comprensión de nuestros compañeros se hacen fáciles», aseguran, porque «el español aún estamos estudiándolo».


Para ellas resulta «muy provechosa» la experiencia, al igual que para los 21 alumnos del centro gijonés repartidos estos meses por Finlandia, Letonia y Eslovaquia, dentro de los programas «Erasmus» y «Leonardo da Vinci». Además, el IES N.º 1 cuenta con una red de centros en países europeos adonde los estudiantes también acuden a hacer prácticas de empresa, como Portugal, Suecia, Bulgaria, Reino Unido Francia e Irlanda. Del mismo modo, el instituto ha sido anfitrión de más de 800 alumnos a lo largo de los últimos 20 años.


Los resultados en cuanto a empleabilidad «son buenos, muchos de nuestros alumnos encuentran trabajo sin problemas una vez que concluyen sus prácticas», explica el profesor, sobre todo «en especialidades como informática, auxiliar de enfermería, estética y peluquería o administrativo».


Y además del bagaje laboral, siempre queda la experiencia personal en el extranjero. «La siesta es una costumbre española muy recomendable», señala con un guiño Svetlana Konon. Y, como dice Anna Osonova, «el cachopo no se puede perder». Cosas de la interculturalidad.

Farmacias de guardia

Farmacias de guardia en Gijón

Farmacias en Gijón

Todas las farmacias de guardia hoy en Gijón

Farmacias de guardia en Asturias

Farmacias en Asturias

Consulta las farmacias de guardia hoy en tu localidad

Enlaces recomendados: Premios Cine