Lne.es »
La actividad educativa en la comarca

Los alumnos de Ibias se acercan al trabajo en equipo a bordo del "Creoula"

El director del CeCodet, Fermín Rodríguez, mostró en el colegio Aurelio Menéndez la labor del buque escuela portugués

12.03.2016 | 04:49
Santos Sainz de Baranda y Fermín Rodríguez se dirigen a los alumnos del colegio Aurelio Menéndez de Ibias.

"Ibias, lenguas y culturas" inauguró ayer su ciclo de conferencias con una primera charla dirigida hacia Portugal. Fermín Rodríguez, director del CeCodet de la Universidad de Oviedo, fue el encargado de guiar en una primera aproximación al país vecino a los alumnos del colegio público de Educación Básica Aurelio Menéndez y lo hizo a través de la experiencia de su buque escuela "Creoula" y de la Universidad Itinerante de la Mar.

A lo largo de su discurso, el director del CeCodet se afanó en dejar clara una idea a los alumnos ibienses: la importancia del trabajo en equipo. Algo a tener muy en cuenta para la buena convivencia en un barco en el que se reúnen durante varias semanas hasta 100 personas de diferentes procedencias. "La convivencia en el 'Creoula' es intensa, se necesita armonía, respeto máximo hacia los demás, trabajo en equipo para que el barco funcione bien y seguridad, que es el elemento clave", explicó Rodríguez.

Así, Fermín Rodríguez mostró a los alumnos una forma diferente de aprender y de acercarse al conocimiento que a muchos de los presentes les fascinó, de manera que al finalizar la charla se interesaron por saber cómo poder acceder a un viaje en el "Creoula". "Se trata de una escuela flotante en la que se aprenden valores útiles para saber estar en la vida, como la importancia de trabajar en equipo y la de entenderse con todo el mundo", apuntó Rodríguez. El "Creoula" se convierte en un aula en el que los alumnos están aprendiendo durante las 24 horas del día: "aprenden a servir a los demás, a convivir y a tomar decisiones que conllevan una responsabilidad". Al final, se consigue que "gente totalmente desconocida forme un equipo y consiga sacar adelante proyectos juntos e, incluso, ser amigos", enfatizó Rodríguez.

Los viajes del "Creoula" sirvieron al ponente para acercarse al país vecino y a su relevante aportación a la navegación en el mundo. "Es un gran país que tiene una extensión muy pequeña y el mar fue lo que le llevó a expandirse por todo el mundo", comentó. Además, recordó el pasado pescador del navío como barco bacaladero que practicaba la pesca de uno de los ingredientes estrella de la cocina tradicional portuguesa, el bacalao.

También hizo hincapié en lo desconocido que resulta Portugal para España: "vivimos de espaldas", indicó, y felicitó al centro por la iniciativa de acercar los dos países a través de los jóvenes, "que en parte es lo que buscamos hacer con la Universidad Itinerante de la Mar, que tiene muchas facetas, entre ellas la de mejorar el conocimiento mutuo entre españoles y portugueses".

El acercamiento de los alumnos a Portugal continuó tras la ponencia con un taller de azulejos en el que los estudiantes, divididos por edades, decoraron azulejos blancos con uno de los símbolos más conocidos del país, el gallo, utilizando diferentes técnicas de pintura.

Tras el trabajo creativo, el Aurelio Menéndez se adentró en los sabores portugueses con una comida compuesta por platos típicos del país. Así, la comunidad educativa pudo degustar bacalao a la portuguesa, "frango" (pollo) y, de postre, "serraduras".

Además, los alumnos despidieron ayer la celebración de la Semana de las Lenguas. Cinco intensos días en los que pusieron en práctica el inglés, francés, portugués y la fala propia del municipio con los colegios invitados al proyecto, entre ellos el portugués Agrupamento de Escolas Carlos Gargaté.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine