El tripartito sólo ejecutará 2,2 millones de los 10 previstos para obras en los pueblos

Rubén Rosón culpa al Partido Popular de "mentir" a los vecinos fiando al remanente de tesorería trabajos "imposibles" de finalizar en un año

25.11.2015 | 01:50

El nuevo equipo de gobierno dejará de ejecutar el 80 por ciento de las obras presupuestadas este año para la zona rural. Así se lo comunicó ayer a los responsables de treinta asociaciones de vecinos el concejal responsable del área, Rubén Rosón (Somos), quien culpó al anterior gobierno del PP de "mentir" a los vecinos durante los dos últimos año fiando estas actuaciones al remanente de tesorería, que exige su ejecución en el año en curso.

"Solo podemos ejecutar ocho actuaciones que suman 2,2 millones de euros. Volverán a dejarse sin hacer obras por valor de ocho millones", manifestó el concejal de Somos. "La mayoría de vuestras demandas iban a remanente de tesorería, que es el dinero que sobra a final de año y tiene unas condiciones especiales: lo que se financia con cargo a esto tiene que licitarse y adjudicarse dentro del año natural", añadió el edil, que indicó que el año anterior, en 2014 el PP solo gastó 2,5 de los 10 millones del remanente. "Todo lo que no se hizo en 2014 se proyectó en 2015, aunque el papel lo aguante todo...", puntualizó.

El concejal, responsable también del área de Economía en el Ayuntamiento, explicó que la imposibilidad de sacar adelante las obras se debía a tres circunstancias. "No os queremos tener engañados, las promesas del PP no se pueden ejecutar este año porque no había proyecto, porque la obra es tan amplia que no da tiempo a ejecutarla en el año en curso o porque está mal presupuestada y hay que meterla en otro capítulo", concretó Rosón a los vecinos.

El concejal de Somos también anunció durante la reunión de ayer que para que esta circunstancia "no se vuelva a repetir" el nuevo gobierno incluirá todos los proyectos comprometidos que no ha dado tiempo a ejecutar en el presupuesto del año próximo, pero sin vincular las inversiones al remanente. "Hay toda una serie de compromisos arrastrados a los que tenemos que hacer frente", dijo. El concejal, que estuvo acompañado en la reunión por el también edil de Somos Fernando Villacampa, citó algún ejemplo de las cosas que no da tiempo a hacer, como el saneamiento y la mejora de caminos, que se quedarán fuera salvo contadas excepciones, como el cierre perimetral del parque de Trubia. "Habían dejado presupuestados 550.000 euros para mejoras de caminos, es una partida sin definir de la que no hay ejecución alguna", indicó el concejal. En cuanto al saneamiento, Rosón puntualizó que todas las obras que presupuestaron en un millón de euros "a cuatro días de las elecciones" se han quedado en la redacción de los proyectos y no dará tiempo a ponerlas en marcha. Tampoco se ejecutará la conexión de Villamejil con Prados de la Fuente, ni la senda verde desde Ventanielles al polígono del Espíritu Santo, ni la pasarela de Soto a Trubia, ni la acera prevista para llegar caminando a los monumentos del Prerrománico, presupuestada en 100.000 euros. Quedan fuera también el proyecto para la mejora de la cobertura de internet en la zona Oeste, la rehabilitación del centro social de Tudela Veguín, y el nuevo aparcamiento de San Claudio.

El concejal se comprometió a una nueva reunión con las asociaciones en una semana para concretar las inversiones del presupuesto para el próximo año.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine