12 de octubre de 2017
12.10.2017

El tripartito se desmarca del informe de "Villa Magdalena" sin aclarar si lo acatará

La Junta de Gobierno debe decidir si acepta que los ejecutivos del PP no incurrieron en responsabilidad contable o mantiene el caso abierto

12.10.2017 | 08:29
Vista general del palacete de "Villa Magdalena", en la avenida de Galicia.

Respeta pero no comparte. El equipo de Gobierno convocó ayer a las dos de la tarde un gabinete de crisis para analizar un documento que habían conocido ya 24 horas antes y salieron del edificio consistorial con un acuerdo político en el que se desmarcan de la propuesta de resolución del expediente sobre Villa Magdalena realizada por la jefa de servicio de Gestión Tributaria, Mercedes Díaz Amodia, en el que no ve responsabilidad contable en ninguno de los investigados.

El tripartito marcó distancias con las conclusiones de la alta funcionaria, encargada de realizar la investigación sobre las supuestas responsabilidades del exalcalde Gabino de Lorenzo y su equipo por la gestión de la expropiación del palacete de la Avenida de Galicia, convertido hoy en una biblioteca. Pero es sólo un posicionamiento político, y la nota de prensa en la que el gobierno mostró su "respeto" y su disentimiento no aclara qué sucederá ahora.

El expediente que propone resolver la funcionaria concluyendo que no hay responsabilidades contables, y remitiéndose a los autos de 2011 y 2012 del Tribunal de Cuentas que también las descartaron, tiene ahora que ir a Junta de Gobierno, que es el órgano que mandó iniciar la investigación. Queda ahora saber si la Junta de Gobierno hace suyas las conclusiones o si, por el contrario, se aparta del dictamen de la funcionaria y busca nuevas vías para mantener abierto el caso.

En la nota de prensa hecha pública ayer, el tripartito recalca que "se ha producido un daño injustificado y formalmente tasado en 43,8 millones a las arcas municipales" en la expropiación de Villa Magdalena, que considera "un expolio evidente de los bienes y los fondos públicos porque derivó en que el palacete acabara costándoles a todos y todas las ovetenses más de 60 millones de euros, de los que 33 millones han sido pagados en el ejercicio 2017".

El tripartito también subraya que la puesta en marcha del expediente para buscar la responsabilidad del exalcalde Gabino de Lorenzo y de sus equipos fue una actuación a la que está obligado "por respeto a la ciudadanía ovetense, por respeto a lo público y por respeto a la ética".

El comunicado concluye con un escueto: "la propuesta de resolución contenida en el expediente será llevada al dictamen de la Junta de Gobierno", pero no aclara qué es lo que este órgano hará con ella. Distintas fuentes municipales consultadas por este periódico indicaron que quizá el documento no se lleve a la junta de este viernes y el órgano tarde quince días en tramitarse. La Junta de Gobierno podría aceptar las conclusiones de la funcionaria o apartarse del texto y tratar de mantener el caso iniciando otras vías de investigación.

Aunque el tripartito se remitió a la nota de prensa de la tarde, por la mañana había hablado ya el concejal de Economía, Rubén Rosón, que adelantó la postura de Somos, dispuestos a no tirar la toalla y a seguir tratando de buscar fórmulas para que "los verdaderos culpables de este latrocinio, esto es, el PP, lo paguen".

"En Oviedo", razonó, "todo el mundo sabe que Villa Magdalena acabó costando 60 millones de euros por la negligencia del PP. Gobernaron durante 24 años e hicieron que un palacete privado de dos millones costara 60 a toda la ciudad. Dan la callada por respuesta y no es suficiente, tienen que dar explicaciones". Rosón concluyó que su grupo estudiará en profundidad el expediente para analizar nuevas vías con las que hacer pagar al PP el "latrocinio".

El portavoz del grupo municipal de Ciudadanos, Luis Pacho, también habló ayer del caso, y declaró que " si el tripartito tenía tan claro que los anteriores gestores de este Ayuntamiento tenían que pagar las chapuzas de la gestión de Villa Magdalena con su patrimonio, tenía que haberlo denunciado ante la Fiscalía, cosa que no hicieron". "La gestión de los anteriores gobernantes del PP de la expropiación del palacete de Villa Magdalena fue pésima y un monumental agujero para las arcas municipales", explicó Luis Pacho, "pero ya fue juzgada en dos ocasiones por el Tribunal de Cuentas".

Ciudadanos muestra y expresa "el máximo respeto para los técnicos de este Ayuntamiento" y para "lo que dictaminen en sus informes". En conclusión, y con ironía, Luis Pacho remató expresando su confianza en que la fiscalización a la herencia del PP dé sus frutos de forma más eficaz en el futuro: "Todavía seguimos esperando que el tripartito levante todas las alfombras que anunciaron al llegar y que presente las denuncias que considere, pero ante los organismos pertinentes".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine