05 de diciembre de 2017
05.12.2017

El asesino del hacha de Teatinos sale de prisión mañana con un permiso de 4 días

La familia de Isaac González, asesinado por su exyerno en 2002, pide al juez anular la salida "al no estar acreditada la salud mental del reo"

05.12.2017 | 08:52

El hombre que mató a hachazos a su exsuegro hace quince años en Teatinos saldrá de permiso mañana para disfrutar de cuatro días fuera de la cárcel del Dueso, en Santander, si el juez de Vigilancia Penitenciaria no lo revoca al tener en cuenta los escritos de súplica de la familia de la víctima, para quien no está acreditada la salud mental del asesino, ni su arrepentimiento.

José Luis Fernández Alas fue condenado a 41 años de prisión. Acabó con la vida de Isaac González García el 1 de noviembre de 2002 y luego retuvo a su exmujer e hijos en el piso en el que estos residían. El suceso conmocionó a la ciudad porque la víctima era muy conocida. Fue jefe del departamento de Historia y Arte del Colegio Internacional de Meres, director pedagógico de la Escuela de Hostelería y responsable de la Escuela de Cine de Noreña.

Para Alejandro Riera, abogado de la familia de la víctima, la posible salida de cuatro días del asesino "es un escándalo". A su juicio, el hecho de que en mayo le trasladasen de Villabona a Cantabria responde a una maniobra legal para que pueda disfrutar de los permisos y beneficios que le fueron negados en Asturias. "Nos hemos personado en Santander para informar al Juzgado de Vigilancia Penitenciaria de que el traslado al Dueso ha sido a la carta", explica el letrado, para quien además, "resulta increíble que en dos meses se pueda evaluar a un tipo como este y dejarle salir".

El juez estima en el auto de concesión del permiso que el penado está arrepentido y aporta como prueba que está pagando la Responsabilidad Civil. Sin embargo, para el abogado de la familia de la víctima, esto no es cierto: "En realidad le están embargando su pensión",

A José Luis Fernández Alas le fue reconocida la incapacidad permanente el año pasado por un trastorno mental y en diciembre disfrutó de su primer permiso. Sin embargo, la familia de la víctima denunció que el juez no había tenido en cuenta sus derechos y un informe psicológico acabó con la posibilidad de que el asesino volviera a disfrutar de más días libres lejos de Villabona. Así, el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria de Oviedo le denegó en abril un segundo permiso de salida después de que el equipo psicosocial le evaluase. Los profesionales consideraron que José Luis Fernández Alas no pensaba cumplir la prohibición de acercamiento y comunicación con las víctimas y que quería que se le retuviera de su pensión la menor cantidad de dinero posible.

El asesinato de Isaac González García se produjo cuando su hija se había separado de José Luis Fernández Alas. El día del suceso, el 1 de noviembre de 2002, la mujer acababa de recibir varias amenazas de su exmarido. Acompañada por el profesor y sus dos hijos llegó en coche al domicilio de sus progenitores. Los niños y la exmujer subieron a la casa donde estaba su madre (la mujer de la víctima) y su abuela, mientras el fallecido guardaba el vehículo en el garaje. Allí le esperaba su asesino. Lo mató a hachazos. Con las llaves del profesor y el hacha ensangrentada en la mano accedió a la casa donde estaba el resto de la familia, incluidos sus hijos de 8 y 2 años, y los retuvo durante cinco horas.

Por estos delitos, la Audiencia Provincial le condenó en 2004 a 41 años y medio de cárcel (18 por asesinato, uno y medio por allanamiento de morada y 22 más por secuestrar a cinco personas). Lo máximo que cumpliría, según el Código Penal, son 25 años. Además la Audiencia le retiró el ejercicio de la patria potestad respecto a sus hijos y le prohibió acercarse y comunicarse con las víctimas y con su familia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine