15 de mayo de 2012
15.05.2012

Folk del Quebec con el trío Pellerin y «Les Grands Hurleurs», en el pabellón Cajastur

15.03.2012 | 04:27

Gijón, Aurelio Argel


El ciclo «Músicas del siglo XX» ofrece hoy, a las ocho (entrada libre), el primero de los seis conciertos previstos para el pabellón Cajastur del Recinto Ferial Luis Adaro. Estará protagonizado por Nicolas Pellerin (voz, concertina, percusiones, cajón y zapateado), Simon Lepage (voz, contrabajo, bajo, sintetizadores, loop) y Simon Marion (voz, guitarra y mandolina), que son «Les Grands Hurleurs» (los grandes aulladores), músicos reconocidos en el extenso territorio del Québec como grandes intérpretes, compositores, recuperadores y adaptadores del tradicional, enérgico y socarrón folk francófono de aquella área, que hace tiempo que no suena en los escenarios asturianos. Sus éxitos ya les han llevado a ofrecer como trío más de 200 conciertos por Estados Unidos, Canadá y Europa y actuaciones individuales con otros artistas o en citas como el Festival Internacional de Jazz de Montreal o el Womad Seattle. Ahora abren en Asturias su pequeña gira española. Pellerin, originario de St-Élie-de-Caxton y apegado a la raíz sonora del Québec desde su infancia a través de la familia, recibió en el año 2008 el premio «Félix» (equivalente a los «Grammy» o los «AMAS» de la Asociación del Disco, Vídeo y Espectáculos del Quebec) por el disco grabado con su afamado hermano Fred («Silence», «Cést un monde»). En Gijón presentará con sus dos compañeros el cuidado disco «Petit grain d'or», también premiado con este galardón en 2010. Anteriormente el trío editó un trabajo homónimo con piezas como «Marches du Palais», «Dorothee», «Beauclair» o «Rossignolet». Con títulos como «Sieste», «Infusion Matinale», «Belle Estèle» o «Pas de trouble», presentes en este segundo disco, el grupo lleva la arraigada tradición quebeca hasta orígenes bretones y célticos, pero añadiéndole sonidos «world music», tintes de swing y de jazz manouche o aires mediterráneos y africanos, además de aderezos bien actuales para revitalizar textos y sones arcaicos del Quebec.


El concierto de hoy en Gijón es una buena oportunidad para que el público asturiano se deleite con el buen hacer de estos artistas, que vieron cancelarse su programado concierto de la Folixa de Mieres de hace dos años por la erupción del volcán islandés Eyjafajallajokull. Iban a actuar con su otra banda (Yves Lambert et Bébert Orchestra), pero no tuvieron ocasión de llegar hasta Asturias. Pellerin también está presente con el citado maestro Lambert (ex Bottine Souriante) en el trabajo «Et les Bas Blancs», de Patrick Groulx.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Patrocinado por nombre

Lotería de Navidad 2014

Enlaces recomendados: Premios Cine