La Fiscalía pide once años de cárcel para dos comerciales por fraude

Los acusados aprovechaban su trabajo en una empresa de El Berrón para hacerse con los datos de potenciales clientes

28.09.2015 | 02:35

La Fiscalía solicita una condena total de 11 años de prisión para dos comerciales de una empresa de El Berrón (Siero) a los que acusa de realizar 35 operaciones fraudulentas, en algunas de las cuales colaboraron otros cuatro acusados. El juicio se celebrará esta mañana en la Audiencia Provincial en Oviedo.

Los hechos se produjeron entre noviembre de 2009 y febrero de 2010, según el escrito de la Fiscalía. La empresa para la que trabajaban los dos acusados principales se dedicaba a la venta de productos para el hogar. Los comerciales realizaban visitas a domicilio y cobraban comisiones por cada venta que conseguían. Además, los clientes podían pagar sus adquisiciones a plazos. Cuando la entidad financiera se ponía en contacto con el cliente y comprobaba que los datos eran correctos, la mercancía se enviaba directamente al domicilio. La financiera abonaba el total del importe a la empresa y el comprador pasaba a pagar una mensualidad según las cuotas pactadas.

Pero según la Fiscalía, los dos acusados aprovechaban su actividad comercial para recabar datos de identidad y bancarios de supuestos o potenciales clientes y copias de la documentación. Con ellos, "o bien con los que ya poseían de otras empresas en las que habían trabajado también como comerciales de venta a domicilio, elaboraban supuestos contratos de productos a su empresa, estampaban en la solicitud -bien ellos mismos u otra persona- las firmas como si fueran los supuestos compradores y remitían los contratos con las copias de la documentación a las entidades financieras". Cuando telefoneaban para confirmar los datos, "los acusados u otra persona de acuerdo con ellos" se hacían pasar por esos clientes y aceptaban la operación.

La empresa en la que trabajaban llevaba entonces la mercancía al domicilio indicado. "Los acusados la recogían inmediatamente para quedárselos o revenderlos posteriormente, mientras que las cuotas del préstamo, en unos casos, se cargaban en las cuentas bancarias de los supuestos compradores, que no sabían nada de dicha compra, o la empresa asumía la pérdida".

El fiscal pide, además, seis años de cárcel para los otros cuatro acusados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine