09 de enero de 2018
09.01.2018

El Gobierno busca alternativas para las minas más allá de 2018 aun devolviendo ayudas

El ministro Nadal contrapone el apoyo del Principado a las térmicas de carbón con la "soledad" del Gobierno en el Congreso

09.01.2018 | 01:48
El Gobierno busca alternativas para las minas más allá de 2018 aun devolviendo ayudas

El ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital repitió ayer varias veces y de varias formas distintas que para el futuro de la minería "la normativa es la que es", "el acuerdo de cierres con la UE es muy claro" y "todos sabemos lo que tiene que suceder este año", pero también que su departamento trabaja para buscar "alternativas" a la fecha de caducidad que las explotaciones tienen puesta para el final de este 2018. Sin "adelantar acontecimientos" ni aventurar detalles sobre el procedimiento, sin dar esperanzas vanas ni querer perder la "prudencia", Álvaro Nadal avanzó ayer en Oviedo que el Ministerio se aplica en comprobar "si existe algún caso específico, alguna empresa que pueda tener alguna posibilidad mayor de la que hasta ahora tiene". La precisión inmediata del Ministro enfría algunas expectativas borrando toda posibilidad de que esa supervivencia pueda darse sin hacer frente a la devolución de las ayudas que Europa impuso en 2010, la condición que pone en serias dudas la viabilidad de la minería más allá del 31 de diciembre. Fuera de éstas, en todo caso, "las que no han recibido subvenciones -ninguna en Asturias-, ahí siguen. En España vamos a seguir teniendo carbón competitivo", concluye.

Después de reunirse con el consejero de Empleo, Isaac Pola, Nadal respondía así a la petición de negociación para "flexibilizar" las condiciones del cierre de la minería que el presidente del Principado, Javier Fernández, hizo al Gobierno en su mensaje de Fin de Año. "Prefiero decir, a priori, que sabemos lo que tiene que ocurrir este año", afirma el Ministro, "luego veremos si eso que pedía el Presidente puede tener alguna posibilidad de darnos alguna noticia adicional a lo que ya sabemos, pero por ahora prefiero ser prudente".

Nadal reactivó su defensa de la continuidad de las centrales térmicas de carbón "rentables", y por tanto de la de Lada, y aprovechó entonces para dejar un recado legible en clave política cuando puso al Ejecutivo socialista del Principado a salvo de la "amplia soledad política" que el Gobierno siente en esta "batalla". En una queja que conecta con las actitudes divergentes que los socialistas mostraron recientemente en Asturias y en Madrid respecto al futuro del peso del carbón en la política energética, Nadal quiso lamentar que "en esta batalla el Gobierno no está muy acompañado". Y remarcando sin mentarlas las diferencias de criterio en el PSOE quiso subrayar que en su pelea por la prolongación de la vida de la generación eléctrica con carbón "Asturias apoya al Gobierno"; en el Congreso, nadie.

Para remarcar esa confluencia, el Ministro reprodujo los argumentos que comparte con el Gobierno regional a favor de la continuidad de las térmicas. La de Lada, amenazada de cierre por Iberdrola, "es viable y necesaria para el sistema", dijo; las cifras de su "grupo moderno" indican que debe "seguir funcionando" y los estudios del Ministerio, también. "Hemos hecho el análisis de lo que habría ocurrido en España sin centrales de carbón" y la conclusión dice que en ese supuesto "el precio medio de la electricidad en el mercado mayorista habrá subido un 26 por ciento cada año", un coste "enorme para el sistema, para los usuarios y las industrias".

Respecto al sistema de subastas del servicio de interrumpibilidad -el dinero que reciben las grandes industrias por garantizar el suministro energético-, de gran impacto para la industria asturiana, el Ministro lamenta que "con una escasa seguridad jurídica" desde la UE se impongan cambios de método con demasiada frecuencia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído