Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Guardia Civil celebra en Oviedo 178 años de servicio “desde la modernidad que demandan los tiempos”

El instituto armado aprovecha la celebración para entregar las condecoraciones que habían quedado pendientes por la pandemia del covid

El presidente del Principado, Adrián Barbón, y la delegada del Gobierno, Delia Losa, durante la entrega de las condecoraciones en el Rubín. Miki López

“El que ha sido guardia civil, lo será siempre”. El subteniente Luis Ezeiza puso ayer voz y mensaje sentido de los guardias que se retiran este año en el acto que conmemoraba en el cuartel del Rubín (Oviedo) los 178 años de la fundación de la Guardia Civil y que, de paso, servía para saldar la deuda con los 32 agentes destinados en Asturias galardonados con las medallas al mérito militar y al mérito en la Guardia Civil, dado que no habían podido recibir antes las distinciones por las restricciones obligadas por la pandemia del coronavirus.

El acto, que tuvo una duración de algo más de una hora y empezó con puntualidad británica a las once de la mañana, sí contó –a diferencia del otro evento del día en Cabo Noval– con la asistencia del presidente del Principado, Adrián Barbón, y la Delegada del Gobierno en Asturias, Delia Losa. Además, estuvo presente el presidente del Tribunal Superior de Justicia en Asturias (TSJA), Jesús María Chamorro, así como otras autoridades militares y civiles. Hizo las veces de anfitrión el coronel Francisco Javier Puertas, jefe de la 14.ª Zona de la Guardia Civil (Asturias), que en su alocución repasó algunos de los principales hitos a lo largo de la historia del Instituto Armado, “uno de los patrimonios más querido y estrechamente vinculado al pueblo español” y que “sirve a los ciudadanos desde la modernidad que demandan los tiempos”. Entre los capítulos que jalonan la historia del cuerpo, el mando de la Guardia Civil asturiana citó cuando daban escolta en los trenes, la creación de la sección ciclista o, ya más recientemente, la puesta en servicio del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) o la incorporación de la mujer desde 1988. El coronel Puertas destacó que este cuerpo policial da servicio en el 84 por ciento del territorio, a través de los 2.200 puestos desplegados por toda España y que “ha sabido adaptarse a los tiempos que hoy toca vivir gracias”, subrayó, “a su fuerte disciplina, capacidad de sacrificio, espíritu benemérito y lealtad”.

El homenaje a los agentes caídos en acto de servicio. | Miki López

La celebración quedará especialmente señalada porque fue la que permitió saldar una deuda pendiente por la pandemia, ya que se concentró la entrega de distinciones pendientes, tanto a los agentes que han destacado en su labor, un total de 32, como a los que se han jubilado. El acto acabó con el homenaje a los guardias civiles caídos en acto de servicio.

Compartir el artículo

stats