Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El PSOE, con Podemos, bloquea el intento del PP de retirar la protección del lobo

Los socialistas asturianos Lastra, Carcedo y Morís, y Castañón, de UP, rechazaron la petición, pese a que el Principado combate la norma

Lobos ibéricos Ana Retamero Olmos

El grupo parlamentario del PSOE en el Congreso de los Diputados, con el apoyo del de Unidas Podemos, Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) y Junts per Catalunya rechazaron ayer en la Cámara baja la propuesta presentada por el Partido Popular para sacar al lobo del listado de especies protegidas (LESPRE). La iniciativa de los populares defendía que las poblaciones al sur del Duero sigan incluidas en el LESPRE pero que se excluya de esa protección a las del norte y devolver a las comunidades autónomas septentrionales –que aglutinan cerca del 95% del total–, la capacidad de gestionar al lobo como especie cinegética. Pero la iniciativa ni siquiera fue tomada en consideración pese al frente que formaban el PP, Vox, PRC y Foro Asturias. Votaron en contra los diputados socialistas asturianos Adriana Lastra, María Luisa Carcedo y Roberto García Morís, pese a que el gobierno socialista del Principado combate la norma. También se opuso la diputada asturiana de Unidas Podemos Sofía Castañón.

La posición del PSOE fue defendida por el diputado madrileño Óscar Anguita, que acusó a los populares de ocultar datos reales que muestran que el lobo no se está expandiendo, con el objetivo de “desprestigiar” la decisión del Comité de Flora y Fauna que acordó por mayoría incluir al lobo de toda España en el LESPRE. Así, apostó por homogeneizar la situación de la especie en el conjunto del país y tratar de encontrar un espacio natural, social y económico de convivencia con el lobo, al tiempo que se ha referido a la dotación de 20 millones del Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico para medidas preventivas y ayudas que compensen los daños al ganado.

En defensa de la iniciativa, la diputada del PP Milagros Marcos esgrimió el consenso de las comunidades autónomas de distinto signo político del noroeste (Asturias, Galicia, Castilla y León y Cantabria), que apuestan por proteger a la especie en el conjunto de España mediante una gestión diferenciada, según su situación poblacional en los distintos territorios.

En el debate en el Pleno, al que asistieron representantes de organizaciones agrarias, Marcos lamentó que los ganaderos “lloran de impotencia cada día y viven con el corazón en un puño por un capricho del Gobierno”. Y afirmó que el PP quiere proteger la naturaleza y la biodiversidad, también al lobo, pero sin perjudicar al mundo rural. Marcos pidió al Gobierno que busque soluciones y deje de tirar de ideología y cortar por lo sano, olvidándose de las consecuencias incluso para el medio ambiente, al provocar la desaparición de la ganadería extensiva y generar “división, enfrentamiento, conflicto social utilizando información sesgada, sorteando leyes e interpretando realidades para dar cobertura a un relato que no beneficia a nadie”.

A favor votó el diputado de Foro Asturias Isidro Martínez Oblanca que exigió corregir “otra fechoría más” y acusó a la ministra Teresa Ribera de “hacer trizas” el consenso con el que “siempre” se habían tomado las decisiones en el Comité de Flora y Fauna. Respecto a las ayudas y a las medidas de prevención considera que son “escasas cuando no inútiles” porque están “despachadas” desde el Paseo de la Castellana de Madrid por “ecologistas urbanitas”. Se abstuvieron el PNV y Ciudadanos, pese a que aseguraron compartir el fondo de la reclamación de los populares, aunque cuestionaban la fórmula del PP para resolver el problema.

El diputado de Unidas Podemos Juan López de Uralde, tachó de “engañosa” la propuesta de los populares porque en su opinión “lo único relevante que plantea” es la eliminación total de la protección del cánido. Y la calificó de “cortina de humo” para tapar otros problemas del mundo rural.

Compartir el artículo

stats