Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Bimenes celebra 25 años de oficialidad del asturiano como "un grito de libertad"

La consejera de Cultura anuncia en el pregón la creación de una Oficina de Derechos Llingüísticos

La consejera Berta Piñán da lectura al pregón ante el alcalde de Bimenes, Aitor García, y el presidente del Principado, Adrián Barbón, en segundo término, acompañado de otras autoridades. | L. Palacios

Bimenes celebró ayer un cuarto de siglo de oficialidad del asturiano en el concejo y lo hizo como "un grito de libertad, una reivindicación de la capacidad de cada uno de utilizar la lengua que prefiera", subrayó Adrián Barbón, presente en el festejo "por primera vez como presidente del Principado; es más, es la primera vez que un presidente del Principado viene a esta celebración", apostilló.

Pese a que el Gobierno regional no consiguió sacar adelante en la Junta la reforma del Estatuto y el reconocimiento oficial del asturiano, "el planteamiento está ahí", quiso dejar claro el Presidente, consciente de que "no hubo 27 votos, pero seguiremos en ello; dependerá de los ciudadanos con su voto el año viene".

Como muestra de que la reivindicación sigue viva, Barbón puso de ejemplo el "respeto a la convivencia y el reconocimiento a la identidad y la tradición" en Bimenes, en una celebración que como viene siendo habitual contó con la presencia de representantes del pueblo portugués de Miranda do Douro, donde su lengua propia está contemplada como oficial.

No fue el único gesto de compromiso firme con la oficialidad. La pregonera de la fiesta yerbata este año, la consejera de Cultura, Política Llingüística y Turismo, Berta Piñán, avanzó en su intervención que el Gobierno de Asturias ya ha iniciado la tramitación para la puesta en marcha de la Oficina de Derechos Llingüísticos, "una unidad administrativa que centralizará la gestión de todas las quejas, sugerencias o solicitudes de información o de asesoramiento presentadas por la ciudadanía ante la administración asturiana en materia lingüística". De este modo, "se pretende evitar la dispersión existente hasta ahora y también el uso de cauces informales que dificultan dar una respuesta adecuada a las demandas ciudadanas", especificó.

Será una entidad que no tendrá carácter sancionador y que representa un nuevo recurso para garantizar los derechos contemplados en la ley de Uso y Promoción del bable/asturiano. Su puesta en marcha "supone dar un paso más en la aplicación y cumplimiento de la norma y un recurso para la normalización del empleo de la lengua asturiana en el ámbito de la Administración pública", y el organismo contará con el personal cualificado de la Dirección General de Política Llingüística, con conocimientos suficientes de lengua asturiana y de la normativa reguladora de esta materia, especificó Piñán.

Desde la oficina se facilitará a la ciudadanía que así lo requiera "la información necesaria para poder ejercer plenamente los derechos lingüísticos que le confiere nuestro ordenamiento, aplicables tanto a los hablantes de asturiano como de eonaviego".

Una buena noticia para los presentes en el festejo, que continuó con una danza prima por la oficialidad y una exhibición de las "Pauliteiras" de Miranda de Douro, un grupo folclórico de danza compuesto íntegramente por mujeres que actuaba por primera vez fuera de Portugal. Una comida de hermandad y un concurso de escanciadores pusieron la guinda a una jornada para recordar que "la Llingua, aunque sea una más, ye la nuestra".

Compartir el artículo

stats