03 de julio de 2018
03.07.2018

El parque de bomberos de Avilés es tras el de La Morgal el que tiene más actividad

El centro de emergencias de Los Canapés atendió en mayo 72 incidencias: "Somos pocos para el alto índice de riesgo", advierten los profesionales

03.07.2018 | 03:08
Dos bomberos, en un simulacro que se desarrolló hace días en la desembocadura del río Nalón.

La actividad en el parque de bomberos de Avilés es frenética: en el mes de mayo los treinta profesionales con base en Los Canapés atendieron un total de 72 incidencias, solo cuatro menos que los de La Morgal, que lideran el ranking de actuaciones de acuerdo a los últimos datos oficiales facilitados por el Servicio de Emergencia del Principado de Asturias (SEPA). Desde este organismo destacan que los bomberos trabajan en red bajo un criterio de funcionalidad con el objetivo de garantizar rapidez y eficacia en las intervenciones.

Los bomberos que se juegan el tipo en la comarca hacen otra lectura de los mismos datos: "Cuanta más actividad humana hay, más riesgo de que se produzcan emergencias. El parque de Avilés lleva seis concejos y un radio de acción de trescientos kilómetros cuadrados". Y ante esto, subrayan: "Somos pocos efectivos (cinco presenciales) para el alto índice de riesgo".

Las peticiones de los bomberos avilesinos, ya históricas, pasan por un aumento progresivo en la plantilla, con el objetivo de llegar "a un mínimo de 40 efectivos" en el año 2020. "Si nos situamos por debajo de esta cifra estaremos dando mala atención al ciudadano y poniendo en riesgo nuestra vida", aseguran. Van más allá: "Cuando ocurra algo veremos quién se hace responsable". Otra de las principales demandas del cuerpo de emergencias avilesino es frenar los constantes desplazamientos. Consideran que, si no se acortan los viajes fuera de su radio de actuación, "da igual que se contraten más efectivos si después no se van a ver reflejados en el parque de Avilés".

En las proximidades de Avilés se encuentran tres parques de bomberos: Pravia, Arcelor y el Aeropuerto de Asturias. El primero de ellos moviliza a sus efectivos a la comarca cuando las circunstancias así lo requieren, mientras que los operarios de la acería sólo desplazarían a sus técnicos en caso de gran emergencia. Los del aeródromo regional, por su parte, únicamente atienden sus instalaciones.

En Avilés, los bomberos disponen de autobomba urbana y autobomba forestal más vehículos multisocorro, de patrullaje, de transporte de personal y de altura. El parque de Avilés, construido en el año 1992, presta servicio las 24 horas al día por doce meses. Las salidas en las que participan los bomberos avilesinos son variadas: retirada de elementos peligrosos, incendios forestales y urbanos, rastreos, rescates, accidentes de tráfico, simulacros y prácticas, visitas escolares o apertura de viviendas, entre otras.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído