Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La rápida intervención policial impide una reyerta multitudinaria en La Magdalena

Los agentes de la Policía Local desalojaron a doce personas de una fiesta de cumpleaños en un almacén que incumplía la normativa sanitaria

Varios coches de la Policía Local y agentes de servicio, en la confluencia de calles de La Magdalena donde se produjo ayer la trifulca entre dos familias enemistadas. | Ricardo Solís

Varios coches de la Policía Local y agentes de servicio, en la confluencia de calles de La Magdalena donde se produjo ayer la trifulca entre dos familias enemistadas. | Ricardo Solís

Agentes de la Policía Local de Avilés que participaban ayer de tarde en un dispositivo de control de tráfico en las inmediaciones del Polígono de La Magdalena evitaron que los miembros de dos familias de etnia gitana se enzarzaran a golpes gracias a una rápida intervención favorecida por el hecho de que se hallaban cerca del lugar de la trifulca. A la vista de cariz de los acontecimientos –una testigo dijo haber visto a una mujer enlutada sangrando por la cabeza y oído insultos graves–, los primeros agentes en llegar al lugar pidieron refuerzos, tanto al cuartel de la Local como a la comisaría del Cuerpo Nacional de Policía. El despliegue conjunto logró contener las iras de ambas familias, que arrastran desavenencias pasadas y esporádicamente tienen enfrentamientos. No se practicaron detenciones, según aseguró un informante policial.

Por otra parte, agentes de la Policía Local de Avilés denunciaron este sábado a un total de 120 personas en la ciudad, 84 de ellas por incumplir alguna de las medidas sanitarias impuestas para hacer frente al covid: a 64 personas por no hacer uso de mascarilla, a 13 por fumar sin mantener la distancia exigida.... También hubo cinco detenciones: tres por delitos contra la seguridad vial, una por hurto y quebrantamiento de una medida de seguridad (prohibición de portar armas) y otra más por resistencia y desobediencia. Esta última detención se produjo ya en la madrugada del domingo, casi cinco horas después del toque de queda. Entonces los agentes se desplazaron a un almacén de la Travesía de la Industria donde, explicaron, se celebraba una fiesta de cumpleaños “con música a un alto nivel sonoro, consumo de alcohol y otras sustancias”. Para acceder al bajo comercial los agentes tuvieron que forzar la puerta “ante la negativa reiterada a facilitar la entrada”. Allí se encontraron al detenido en compañía de otras once personas.

Agentes de la Policía Local de Avilés denunciaron este sábado a un total de 120 personas en la ciudad, 84 de ellas por incumplir alguna de las medidas sanitarias impuestas para hacer frente al covid.

decoration

Otro de las detenciones citadas se produjo a las 20.20 horas en un supermercado de la calle Martinete, en Llaranes. Los agentes fueron requeridos precisamente desde el comercio e informados de la presencia de un varón que portaba un arma blanca. “Se identificó al hombre como vecino de Avilés de 44 años y se comprobó que tenía en su poder dos cuchillos que había sustraído en el establecimiento. En la consulta de antecedentes efectuada, se verifica que el mismo contaba con un control específico decretado por el Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de Santander que le impide portar ningún tipo de arma, motivo por el que se procede a su detención”.

Pasadas las 22.00 horas, en la calle Cervantes, en el cruce con Galiana y la avenida de Portugal, y gracias a la colaboración ciudadana, los policías tuvieron conocimiento de un conductor “que circulaba de forma irregular un BMW desde la autopista (AI-81)”. Fue identificado como un vecino de Gijón de 42 años. “Le son finalmente instruidas diligencias judiciales tanto por la conducción influenciada por el alcohol como por su negativa a someterse a las pruebas establecidas”, explicaron fuentes policiales.

Compartir el artículo

stats