Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La voz de “Mundo” queda muda

Raimundo López Hevia, el popular cantante del grupo “Nostalgia”, falleció en su domicilio a los 61 años en la madrugada del sábado

Raimundo López, en una actuación con el grupo “Nostalgia”.

Raimundo López, en una actuación con el grupo “Nostalgia”.

Raimundo López Hevia, “Mundo”, fallecido en su domicilio de Castrillón durante la noche del viernes al sábado, tenía grandes planes para lo que le quedaba de vida pero han sido segados de cuajo. Con 61 años cumplidos de la semana pasada y recién prejubilado en la empresa donde trabajó toda la vida, el Grupo Daniel Alonso, se barruntaban viajes, comidas y cenas con amigos del alma seguidas seguramente de amenas sobremesas y algún “cantarín”, más horas con los hijos, Raimundo y Víctor, y los nietos, Pablo y Leyre... Pero su corazón, ese “enorme” corazón que dicen sus amigos que gastaba, le fue a fallar cuando más lo necesitaba.

“Mundo” tenía muchas facetas. Como trabajador, queda dicho que fue un hombre fiel a la empresa de Daniel Alonso, empresario al que le unía una fuerte amistad. Como hombre campechano y amante de la vida que era, será recordado por su bonhomía y generosidad. Y como cantante, le echarán de menos los escenarios en donde protagonizó veladas memorables con sus compañeros del grupo “Nostalgia”, Gonzalo Fernández y Toño Barcia, ayer inconsolables por el mazazo de saber que han perdido a su cantante y a su gran amigo.

Gonzalo Fernández, fundador del grupo, explicó incrédulo las últimas horas de “Mundo”: “El viernes por la tarde habíamos estado ensayando, porque estamos preparando la vuelta al escenario. En un momento dado, ‘Mundo” nos dijo que se sentía ‘raro’, como indispuesto. Fue al hospital y le hicieron pruebas, incluso un electrocardiograma y, al parecer, todo dio normal; no vieron nada raro. O sea que marchó para casa. Yo lo llamé a las 11 de la noche a ver cómo estaba y me dijo que se iba a acostar pronto, que estaba cansado. Esta mañana (por la de ayer) lo llamé a las 11 y no cogió el teléfono; repetí a las 12 y tampoco respondió. Me preocupé y avisé a un vecino para que fuese a picarle a la puerta porque no era normal que no diera señales de vida. Tampoco abrió. Contactamos con un hijo para que viniera con llaves y nuestros temores se confirmaron: estaba muerto en el baño”.

Desolados, los miembros del grupo “Nostalgia” evocan la figura de “Mundo” como la de un hombre “conciliador”, una persona alegre y capaz de contagiar su habitual buen humor a quienes lo rodeaban. El grupo acaba de cumplir diez años y tenía entre manos grabar un disco conmemorativo de su década en activo. Primero frustró el proyecto el covid y ahora se antoja imposible sacar adelante el disco sin la voz de “Mundo”. Gonzalo Fernández asegura que Raimundo López “estaba como un cañón de salud; es de todo punto increíble haber estado con él cantando y a las pocas horas saber que se fue”.

El grupo “Nostalgia”, cuyo germen estuvo en la agrupación de canto Amigos de Miranda, tiene legión de seguidores en la comarca avilesina, gente que aprecia las buenas canciones de siempre, esas que se asocian a momentos felices de la vida. En el repertorio del grupo abundan boleros, cuecas, sones, zambas, sin olvidarse de trabajos de artistas de siempre como Julio Iglesias, el Dúo Dinámico, Carlos Cano…

El último adiós al cantante de la popular formación se dará esta tarde, a las 18.30 horas, en la capilla del tanatorio de Avilés.

Compartir el artículo

stats