Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Mosconia celebra 1.000 partidos en Tercera: "Es difícil para un club de pueblo"

Los aficionados se volcaron con un encuentro en el que se homenajeó a la plantilla del ascenso en 1983 y al autor del gol un millar: "Camboya"

José García Prendes "Tivo", Luis Sánchez, José Novo, Joaquín Martínez "Juaco", José Bernabé Alonso "Berna" y Antonio Menéndez Mariño, jugadores del equipo que consiguió el ascenso en 1983, ayer, en Grado.

José García Prendes "Tivo", Luis Sánchez, José Novo, Joaquín Martínez "Juaco", José Bernabé Alonso "Berna" y Antonio Menéndez Mariño, jugadores del equipo que consiguió el ascenso en 1983, ayer, en Grado. S. ARIAS

Mil partidos en Tercera División. El Club Deportivo Mosconia de Grado celebró ayer la efeméride en el encuentro que enfrentó al conjunto local contra El Entrego y en el que, al descanso, homenajearon a los futbolistas del equipo que consiguió el ascenso en la temporada 1982-1983. Estuvieron presentes Joaquín Martínez

"Estuvimos toda la temporada primeros o segundos con el Navia y el Mosconia peleando por el primer puesto y cuando acabamos el último partido nos sentamos en el campo a esperar el resultado del Navia que nos lo decían por teléfono, la que hubo aquí... Fue un ascenso muy perseguido", recordó ayer "Berna". Una competición en Tercera "muy dura" entre los equipos de Asturias y Cantabria. "Subimos muy ilusionados, era una competición muy fuerte", añadió "Juaco", que por aquel entonces empezaba a jugar al fútbol. Deporte al que dedicó 11 años como jugador y al que siguió vinculado como entrenador de categorías inferiores.

Casi todos siguen pegados al fútbol como es el caso de "Tivo" en el Marino de Luanco. "El Mosconia siempre será mi segundo equipo, lo llevo conmigo con mucho cariño y siempre estoy pendiente de cómo quedan y cómo van en la clasificación", dijo. También José Novo se quedó de entrenador en el Mosconia tras el ascenso: "Tenía ya 33 años, ahora puedes seguir jugando perfectamente, de aquella también pero eran otros tiempos".

El descanso del partido de ayer sirvió también para homenajear a Alejandro Álvarez "Camboya", sorprendido pero muy contento de recibir el reconocimiento por haber marcado el gol 1.000 hace unas temporadas. "Hacer 1.000 partidos en Tercera División en Asturias es muy difícil, sobre todo para un club de un pueblo como Grado, en el que es complicado mantener un porcentaje de plantilla con gente del pueblo", afirmó.

La celebración sirvió para rendir tributo a los primeros futbolistas que subieron al Mosconia a Tercera y, para ellos, el mejor regalo fue reunirse y verse tantos años después. "Es una alegría vernos después de tantos años y compartir los recuerdos del ascenso", concluyó Luis Sánchez.

Más información en "Líder"

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats