Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Policía Local incorpora a cinco nuevos agentes, los primeros desde 1993

El servicio, tras la amortización de una decena de plazas, sufrirá este año siete bajas por jubilación que el Ayuntamiento de Mieres planea cubrir

Los nuevos agentes, con el Alcalde y el jefe de la Policía Local.

Los nuevos agentes, con el Alcalde y el jefe de la Policía Local.

La Policía Local de Mieres acaba de incorporar a cinco efectivos, que estarán seis meses de prácticas antes de integrarse por completo en la plantilla. Será la primera vez en casi treinta años que los mierenses vean patrullar por la ciudad a agentes municipales cuyas caras no les resulten familiares. Y es que el servicio no incorporaba nuevo personal desde 1993.

Los nuevos agentes, tres mujeres y dos hombres, recogieron ayer las credenciales que les habilitan para desempeñar sus tareas funcionariales tras haber superado la pertinente oposición. Los últimos compañeros que había pasado el trámite comenzaron a prepararse coincidiendo con los Juegos Olímpicos de Barcelona y se integraron en el cuerpo en 1993, hace por tanto 28 años. Sindicatos como el Sipla han venido estos últimos años reclamando la incorporación de efectivos para hacer frente a las bajas por jubilación que se han producido durante los últimos años y al natural envejecimiento de la plantilla. Y es que antes de que concluya 2021, un total de siete agentes dejarán su puesto por jubilación. El concejal de Personal, Francisco Javier García, explicó ayer que el gobierno local tiene la intención de cubrir estas vacantes con nuevas incorporaciones. Además, se dotará al servicio de dos subinspectores mediante un concurso de promoción interna.

Unas de las agantes, tomando posesión.

“La plantilla ha visto disminuido su número de efectivos de una manera importante. Además, hay un importante envejecimiento de la misma, con una media de edad muy alta, siendo la última convocatoria pública para cubrir plazas de policía local en 1993”. Hace poco más de un año el Sipla, sindicato mayoritario en la Policía Local de Mieres, definía así la situación del servicio. Las nuevas incorporaciones corregirán en parte el desfase, aunque son alrededor de una decena las plazas que se han amortizado y ya no se cubrirán con respecto a la plantilla de la década de los noventa.

La Policía Local ha estado inmersa en varios conflictos laborales de calado. Sin embargo, ya durante el pasado mandato, los delegados sindicales han llegado a varios acuerdos con el gobierno local, incluida la incorporación de nuevos agentes. Actualmente, el propio gobierno local valora positivamente la colaboración del servicio, especialmente en la situación de crisis sanitaria.

Compartir el artículo

stats