Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Instituto de Biodiversidad toma forma con nuevo gerente y personal investigador

Estrella Fernández compaginará su cargo en el INCAR y el centro de Mieres | Dos científicos se sumarán a la plantilla el próximo otoño

El edificio de investigación del campus de Mieres, sede del IMBI.

Tras la declaración oficial del Instituto Mixto de Investigación en Biodiversidad (IMBI), con sede en el edificio de investigación del campus de Mieres, hace unos días, ya se toman las primeras decisiones sobre el futuro de esta entidad. Y es que, al tomar forma de instituto, el centro –una evolución de la Unidad Mixta de Investigación en Biodiversidad– obtiene una mayor autonomía. Esto supone contar con un gerente y personal administrativo, además de nuevos científicos propios del IMBI.

Tal y como explicó ayer la directora en funciones del centro, Paola Laiolo, el instituto comparte –al menos de momento– la gerencia con el Instituto de Ciencia y Tecnología del Carbono (INCAR), cargo que ahora tiene Estrella Fernández. Laiolo, por su parte, estará en el cargo en funciones hasta que se designe un nuevo candidato para el puesto y sea aprobado por las tres entidades que forman el centro, es decir, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), la Universidad de Oviedo y el Principado de Asturias.

Al adquirir una mayor entidad, el centro también amplía su plantilla. Al respecto, desde el CSIC se encuentran elaborando la relación de puestos de trabajos específica para el instituto mierense. Asimismo, se suman dos nuevos científicos a la plantilla que actualmente tienen un contrato postdoctoral. Estas incorporaciones, que ya están aprobadas, sólo quedan a la espera de que se publique su nombramiento en el Boletín Oficial del Estado (BOE), algo que ocurrirá el próximo otoño.

Con estas dos incorporaciones, el IMBI suma una plantilla de 26 personas. De ellos, 16 son científicos y el resto personal técnico. A esto ha que sumar el personal administrativo y la gerencia que será compartida con el INCAR. Estas son algunas de las novedades del centro que, en cuanto a su investigación, va a seguir un línea muy similar a la que tenía cuando era unidad mixta. Eso sí, el objetivo era crear dos departamentos de investigación, uno dedicado al pasado y otro al futuro. “Uno analizará el origen de la biodiversidad, cómo se extinguen las especies y cómo se adaptan al medio. Y otro se ocupará de la conservación de las especies, del cambio climático, del conflicto entre grandes carnívoros y humanos...”, había explicado Laiolo. En cuanto al espacio donde se ubican, esto tampoco cambia, al menos de momento. El UMIB y futuro instituto se ubica en la quinta planta del edificio de investigación del campus de Mieres y ocupa una parte de la cuarta planta. “Cuando se incorpore más personal, trataremos de ampliar las instalaciones”, apuntó.

La creación del Instituto Mixto de Investigación en la Biodiversidad fue anunciada en agosto de 2019 por el ministro de Ciencia e Innovación, Pedro Duque, durante una visita al Centro de Investigaciones en Nanomateriales y Nanotecnología (CINN), ubicada en el edifico TIC de El Entrego, en San Martín del Rey Aurelio. Respondía así a una petición de la propia UMIB, que consideraba la necesidad de ser un centro propio para ganar autonomía.

El Instituto Mixto de Investigación en Biodiversidad es el primero de los institutos que tendrán como sede el campus de Mieres. De este modo, quedan otros dos relacionados con la Inteligencia Artificial y el Patrimonio Industrial. El rector de la Universidad de Oviedo, Ignacio Villaverde, aseguró durante la firma del convenio para la puesta en marcha del IMBI que aún no había fecha para la implantación de los otros espacios de investigación que se van a llevar a Barredo, algo que volvió a señalar durante la inauguración de las jornadas doctorales que tuvieron lugar días atrás en el campus de Mieres. “Lo primero que tenemos que hacer es constituir el consejo de campus, que lo haremos en todos los centros, pero empezaremos en el de Mieres, en el que además de los agentes académicos también habrá agentes externos”, dijo el Rector.

Villaverde explicó que será en otoño cuando se pongan en marcha la planificación para la implantación de los institutos en Barredo, una vez que se nombre al coordinador del plan estratégico, que será la actual directora de la Escuela Politécnica de Mieres, Asun Cámara. “A partir de ahí será cuando podamos comenzar a dar alguna fecha”, señaló el máximo responsable de la entidad académica, que en todo caso, aseguró que no se van a dejar escapar oportunidades por la burocracia. “Ahora mismo hay oportunidades fantásticas en lo referente a la Inteligencia Artificial, que no podemos perder”, apuntó, dejando entrever que sería ese el próximo centro investigador en llegar a las instalaciones mierenses.

Y es que la apuesta del Rector por el campus de Mieres es clara, con un proyecto de desarrollo de las instalaciones universitarias para potenciar, sobre todo la investigación, y en el que se prevén invertir cuatro millones de euros.

Compartir el artículo

stats