Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista

De la cátedra a las redes sociales: derechos laborales a golpe de tuit

Daniel Toscani (Londres, 1960) es profesor de derecho en la Universitat de València durante 25 años y, desde hace algunos meses, tuitero. Ahora mismo acumula más de 28.000 seguidores en esta red social gracias a su divulgación sobre derechos laborales

Daniel Toscani.

Daniel Toscani.

Hace unos cuantos meses que Daniel Toscani pasó de dar clase a sus 60 alumnos en la facultad de derecho de la Universitat de València (UV) a que le lean más de 28.000 personas al día. Le bastó su ordenador y una cuenta de Twitter. A @ToscaniDaniel (su nombre de usuario), le apasiona enseñar sobre derechos laborales, y en un país donde el mercado de trabajo se traduce en precariedad y temporalidad a mansalva, sus mensajes resolviendo dudas y clarificando derechos de los trabajadores triunfan en redes. Cuenta que recibe (y responde) entre 30 y 60 consultas diarias. Desde hace semanas hasta le reconocen por la calle.

-¿Cómo se toma un catedrático que le paren para pedirle fotos?

-Con naturalidad. La última fue hace unos días, al ir a poner gasolina, cuando el chico de la gasolinera me dijo «tú eres el de Twitter», y me pidió una foto. La foto es una anécdota, al final la gente lo que me pregunta son dudas laborales y yo se las aclaro, sea en persona o por redes. Por Twitter recibo entre 30 y 60 mensajes privados todos los días, y los contesto todos.

-¿Cuál era la duda del chico?

-Me contó que se le acababa el contrato y no le querían renovar, que había estado mucho tiempo con un mismo contrato renovado varias veces. Dio la casualidad de que llevaba más de dos años con contratos temporales. Le dije que entonces tenían la obligación de hacerle fijo. Y que sería un despido improcedente.

-¿Por qué decides empezar y por qué sigues a día de hoy? Responder 60 dudas diarias es casi otro trabajo...

-Porque estoy en la docencia por pura vocación. Me apasiona la divulgación. Y luego Twitter te da oportunidad de divulgar los derechos laborales a más gente. Pero lo mío es pura vocación para que la gente conozca sus derechos como trabajadores.

-¿Qué te suelen preguntar?

 De todo. Horarios, conciliación, vacaciones, salarios, descansos, si es correcto que te llamen de un día para otro para trabajar... Hasta si existe un derecho para ir al baño porque la empresa "no me deja2.

-¿Qué es lo más fuerte que le ha llegado?

Trabajar sin contrato. Trabajar sin dar de alta en la Seguridad Social, estar trabajando en negro completamente, jornadas de 15 horas sin respetar el descanso entre jornada y jornada, tener becarios años y años haciendo las funciones de otros trabajadores solo para ahorrarse el sueldo... Eso es el día a día.

-¿Los jóvenes conocen sus derechos laborales?

-No. Es una gran asignatura pendiente. Así como en FP hay FOL (Formación de Orientación Laboral) creo que tendría que existir una asignatura obligatoria en la escuela para estudiar los derechos laborales porque la mayoría los desconocen por completo. Yo tengo muchísima gente joven con dudas sobre contratos muy básicas. La gente llega a la universidad e incluso al trabajo, y salvo alguno que ya haya trabajado la gran mayoría no saben nada sobre derecho laboral. Pero absolutamente nada, ni como es un contrato, ni como se estipula, ni cuales son los derechos…

-¿Por qué deberían saberlo?

-Para que no los exploten. Porque mucha explotación es por desconocimiento. Mucha otra es por miedo. Deberían conocer sus derechos para exigirlos y saber que si tú reclamas un derecho y la empresa te despide, ese despido es nulo porque vulnera el derecho a la integridad del trabajador.

-¿Los trabajadores tienen miedo de exigir sus derechos?

- Si. Tienen miedo porque la gran mayoría están temporales. Esa es la realidad de nuestro mercado laboral. De cada 100 contratos que se hacen, 90 son temporales. Eso te da una idea del fraude que hay que no se controla. La gente tiene miedo de que no le renueven, porque hay que seguir pagando la hipoteca, la luz, el agua, hay que seguir comprando comida, y por miedo muchas personas pasan por el aro aunque sepan que les están explotando.

-¿Hay abusos laborales que quedan impunes?

-Muchos. Muchísimos. Diría que la gran mayoría. La Inspección de Trabajo hace lo que puede, pero ten en cuenta que son 1.000 inspectores para toda España. Llegan donde llegan. Y a esto suma que los sindicatos solo están presentes en el 10 % de todas las empresas españolas, el 90 % no tienen representación sindical, ni siquiera representante legal de los trabajadores, por lo cual se incumple sistemáticamente el derecho laboral, todos los días, y no pasa nada porque no lo denuncia nadie. Lo que se denuncia por la Inspección de Trabajo, por los sindicatos y los trabajadores es la punta del iceberg, la gran mayoría del día a día de los españoles en su puesto de trabajo son incumplimientos laborales sistemáticos. La empresa te está haciendo trabajar horas extra y no te las paga, te hace venir a trabajar al día siguiente sin el descanso necesario de 12 horas, te dice que vengas a trabajar de un dia para otro sin darte el preaviso de cinco días... No te da las vacaciones, te obliga a coger las vacaciones en una fecha que tu no quieres en lugar de llegar a un acuerdo... Esto es el orden del día. Lo raro, la excepción es que se cumpla el derecho laboral al pie de la letra.

Compartir el artículo

stats