Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La plaza Mayor y la calle Covadonga, ejes de un plan para el turismo de compras

Sesenta comercios se ofrecerán a los visitantes en seis rutas temáticas fijadas en base a la singularidad de sus productos o su carácter histórico

Paseantes, ayer, en la calle Covadonga. | Ángel González / Marcos León

El ámbito que conforman las calles Trinidad, Melquíades Álvarez y Ventura Álvarez Sala, en el entorno de la Plaza Mayor, y la calle Covadonga como eje comercial principal de la ciudad que además conecta el paseo de Begoña y la plazuela de San Miguel son los dos espacios clave donde el Ayuntamiento centrará un nuevo proyecto que busca impulsar Gijón como un destino turístico de compras. Si la ciudad ya se apoyó en su momento en la fortaleza de su gastronomía para ofrecer a los visitantes productos turísticos singulares como Gijón Gourmet, Gijón Goloso o la Ruta de la Sidra; ahora pretende hacer lo mismo con el comercio apoyándose en negocios con identidad propia por su historia, condiciones o los productos que venden. El proyecto cuenta con financiación europea a través del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia.

Uno de los elementos centrales del plan es proponer rutas comerciales temáticas que animen a los turistas a seguir un itinerario de compras. Igual que van de museo en museo o de sidrería en sidrería animados a participar en una experiencia cultural u hostelera, ahora tendrían la oportunidad de ir de comercio en comercio para ocupar una parte de su agenda de turista en hacer compras y, de paso, dejarse los euros en el pequeño comercio de la ciudad

Esas rutas temáticas y los comercios que las integren se identificarán con una señalización especial en las calles pero, sobre todo, se podrán encontrar a través de una web específica y una aplicación para móviles. Todo ello bajo una misma imagen de producto, que también toca diseñar a quienes se hagan cargo del contrato que el Ayuntamiento acaba de sacar a licitación por cerca de 60.000 euros para este servicio.

El mínimo de partida es organizar seis rutas de compras que movilicen a 60 de los 400 comercios que integran la denominada zona de gran afluencia turística de Gijón, que es donde están los dos puntos elegidos para la iniciativa. En el caso de las calles Trinidad, Melquíades Álvarez y Ventura Álvarez Sala porque es una de las rutas que más turistas transitan como vía de conexión entre el Muelle y la playa de San Lorenzo y acceso a la Plaza Mayor. Y en el caso de la calle Covadonga porque a su propia actividad comercial suma el tránsito de paseantes entre Begoña y la Plazuela y ser uno de los lados del triángulo comercial que conforma con las calles Corrida y Menéndez Valdés.

El entorno de la plaza Mayor que conforman las calles Trinidad, Melquíades Álvarez y Ventura Álvarez Sala. | Ángel González / Marcos León

Hay una previsión de generar seis rutas a partir de seis conceptos. Una de ellas está vinculada al ya existente Gijón Goloso por lo que solo se trata de crear un recorrido a través de las confiterías y heladerías más importantes de la ciudad que ya participan en este proyecto con alguna de sus especialidades. Las otras cinco rutas están pensadas sobre las siguientes conceptos: productos artesanos, productos agroalimentarios locales, diseño y moda, arte y cultura y comercios con historia. En la ruta artesana se primará a quienes trabajen con materiales autóctonos como el azabache, en la de arte y cultura se buscarán negocios que junto a la venta incluyan exposiciones o experiencias artísticas y la agroalimentación local es la forma de promocionar el consumo de productos de proximidad.

Un matiz especial tiene la ruta pensada para poner en valor esos comercios que son parte de la historia de Gijón: comercios emblemáticos, de tradición y muy unidos al sentimiento gijonés.

El desarrollo de este proyecto de turismo de compras es una de esas iniciativas que tenía el Ayuntamiento de Gijón en la cartera y que ha conseguido impulsar gracias a la ventana de financiación que ha supuesto el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia. Esta medida concreta estaba dentro del proyecto "De compras por Gijón/Xixón" que presentó Gijón a una convocatoria del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo por algo más de medio millón de euros.

Compartir el artículo

stats