DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

LORENZO CORDERO | Periodista, recibirá la insignia de oro de la Asociación "Amigos de Cudillero"

"Cudillero tiene algo tan especial como l'Amuravela, más que un espectáculo"

"La prudencia de Javier Fernández es un problema; en Asturias nos quedamos sin nada: sin la variante de Pajares, sin AVE y sin carbón"

Lorenzo Cordero.

Lorenzo Cordero. LNE

El periodista Lorenzo Cordero (Ribadesella, 1927) es una de las personas que saldrá el próximo 4 de noviembre al escenario de la XXXV Fiesta Literaria de la Mar de Cudillero. La asociación "Amigos de Cudillero" le entregará la insignia de oro del colectivo, un reconocimiento con el que quiere agradecer su dedicación al periodismo, a Asturias y a la propia asociación, de la que fue un fiel colaborador y amigo.

- ¿Soprendido por la llamama de la asociación "Amigos de Cudillero"?

-Me une una buena amistad con su presidente, Juan Luis Álvarez del Busto. De hecho, conocí Cudillero de su mano. Es un pueblo pintoresco y tiene una capital que parece un fiordo en plena costa asturiana. El anfiteatro es una obra de equilibrismo, desde las casas se contempla el mar y antes el trabajo de los marineros... la estampa de la capital pixueta tiene difícil comparación.

- ¿Qué opina del trabajo del colectivo que le entrega su insignia de oro?

-Estos colectivos hacen un trabajo encomiable. En Cudillero tienen algo especial, el sermón de l'Amuravela. Este recital de San Pedro tiene algo que ver con el compromiso social y a través de él se conocen las necesidades de la gente. Para otros será un mero espectáculo, pero para mí es algo más, especial, y que, por cierto, no se ve en muchos lugares. No es trata de hacer gracia, no se trata de un mero espectáculo, se trata de reivindicar algo para Cudillero. Era tan importante l'Amuravela que en 1921 se prohibió...

- Es usted periodista. ¿Qué opina del ejercicio del periodismo en la actualidad?

-Es confuso. No me atrevo a opinar porque no quiero meterme en líos (silencio). Pero sí le diré que, a mi juicio, el periodismo español actual es de baja calidad. Ahora le avanzaré una opinión muy personal: creo que el motivo de esta baja calidad es el sistema de gobierno que tenemos porque sigue siendo orgánico. Es decir, se interviene en la prensa y en los medios de comunicación como antaño, cuando había un movimiento nacional. Sí, así era el movimiento nacional, las decisiones se tomaban desde arriba y se acataban siempre desde abajo. Yo creo que tendría que ser al revés.

- Parece tener usted una visión muy pesimista.

-Imagino que con el tiempo habrá solución, pero tendrán que pasar años. Estos movimientos todavía existen, y con el problema catalán se nota cada vez más. El presidente del gobierno, Mariano Rajoy, aplicará el artículo 155 de la Constitución para resolver de un tirón el problema que viene de siglos atrás. Lo que pasa en Cataluña es una barbaridad. El ejército no puede jugar a estas alturas a los soldaditos de plomo. En España se habla mucho de democracia, pero la democracia como tal no existe, la gente no gobierna, la gente quiere mandar.

- ¿Cómo ve a Asturias en ese escenario?

-Pues veo que no pinta nada. Con todos mis respetos, al presidente del Principado, Javier Fernández, le diría que la prudencia a veces puede convertirse en un problema. De hecho, su prudencia fue y es un problema. Nos estamos quedando sin nada: sin la variante de Pajares, sin el AVE, sin el carbón... y todo eso no es sólo una cuestión meramente económica, también es un asunto político. Yo creo que eliminando el carbón se elimina un movimiento interesante e incómodo como es el movimiento obrero. Un movimiento que estorba y que crea problemas.

- ¿Qué camino debe tomar Asturias?

-Yo ampliaría esta pregunta para el resto del país. Aquí toman las decisiones importantes las oligarquías de los partidos y los representantes de los partidos no representan a la ciudadanía cuando tienen el poder: representan sus intereses propios, a estas oligarquías.

- La gala en la que la asociación "Amigos de Cudillero" le impondrá la insignia de oro del colectivo es en noviembre. ¿Habrá discurso?

-Les daré las gracias, como no podía ser otra forma. Desde luego, si se puede, algo escribiré y algo les contaré. Muchos ya me conocen de otras batallas. A estas alturas...

Compartir el artículo

stats