Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Luarca tiene su propia “pócima para la tranquilidad”

La psicóloga Elia Frías cuenta su método para el equilibrio personal en un libro “sin tecnicismos” y para leer “haciendo pausas”

La psicóloga Elia Frías, con su último libro y un “kit” de herramientas que acompañan a la obra.

La psicóloga Elia Frías, con su último libro y un “kit” de herramientas que acompañan a la obra.

Confiesa la psicóloga Elia Frías que es fan de la cocina y que ese interés por el mundo culinario le dio una idea para confeccionar su último libro. Se titula “La pócima de la tranquilidad” y es un ensayo en el que cuenta su método para que la persona encuentre la serenidad con su propia actitud ante la vida.

Es “su método”, el que objetivamente “da resultado”, porque así lo ha comprobado con el paso de los años y a través de la experiencia con miles de pacientes. Lo escribió durante el confinamiento. “Pensé mucho en la muerte y me dije: esto que yo aplico no puede quedarse sin escribir, no puede quedarse solo conmigo’”, cuenta Elia Frías en su consulta de Villar de Luarca. Se puso manos a la obra en medio del contexto de incertidumbre por el covid, que lo ha cambiado todo.

En su consulta utiliza un método “simple” y basado en la psicología cognitivo conductual. Se trata de “diez ingredientes” que ofrece a las personas y tratan de llevarlas a una vida serena, “que no feliz al cien por cien ni para siempre”. Es un libro “sin tecnicismos”, con un interlineado amplio y una tipografía que hacen fácil la lectura.

Y es que, explica su autora, a partir de la pandemia mucha gente no puede acudir a consulta: quizá por problemas de salud, quizá por miedo al contagio, quizá por asuntos económicos. Con el libro, “tienes acceso al método que empleo”. La psicóloga presta así “un andamiaje, un chubasquero” para que lectores o pacientes se sientan mejor con “lo que son y lo que tienen”.

Pandemia

Esta “pócima de la tranquilidad” es necesaria “para todos y yo incluida”, señala. Con la pandemia la incertidumbre está más presente que nunca en nuestras vidas y “la tranquilidad interna tiene que ver con cómo cada uno interpreta la realidad”, destaca Frías. “Puedo no tener problemas objetivos en el presente y estar muy preocupada por el futuro o por el pasado”, señala. Con tanto “ruido” interior y exterior, teniendo en cuenta además que pasamos por un momento duro de la historia, la tranquilidad es el bálsamo. Pero hay que trabajarla. “Es responsabilidad de cada uno”, subraya la psicóloga. “No podemos pretender que el otro nos haga feliz o nos tranquilice”, dice. Cada uno, desde su casa y con un libro que muestra las herramientas, puede entrenarse.

En “La pócima de la tranquilidad” se detallan diez herramientas viables “que se pueden integrar en el día a día con gran facilidad”. “A veces nos piden un desarrollo personal con estrategias que no se entienden”, apunta Frías.

Esta pócima con sello luarqués tiene un orden, marca cómo se debe leer, no confía en la prisas “y te lleva hacia ti mismo”. “A disfrutar de ti, a quitarte el miedo y a despreocuparte de lo que piensan los demás y de lo que no controlas”, explica. El gran error, dice, es focalizar mal el centro de responsabilidad. “Cuando responsabilizo a los demás, al clima, al tener o no dinero, focalizamos mal”, señala.

Hay que buscar soluciones y no permitir que lo tóxico invada “nuestro espacio”, concluye. Ella, en tanto, agradece todo lo aprendido de sus pacientes y familia en el proceso que le ha llevado a la elaboración de su obra.

Compartir el artículo

stats