DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las excavaciones en el castro Peña Castiel de Luarca, para finales de mes

El comercio vía marítima en la Edad del Hierro, objetivo de estudio de los investigadores del área

Vista general de la zona donde se asienta el castro Peña Castiel.

Vista general de la zona donde se asienta el castro Peña Castiel.

Un grupo de investigadores del Instituto de Ciencias del Patrimonio (Incipit) del Centro Superior de Investigaciones Científicas empezará a excavar a finales de mes del castro Peña Castiel de Luarca. El proyecto para estudiar este yacimiento que, según las hipótesis y a falta de más estudios es de la Edad del Hierro, está financiado por el Ayuntamiento de Valdés gracias a un presupuesto íntegramente local de 18.000.

El director de la excavación, el arqueólogo salense David González Álvarez, detalla que esta apuesta forma parte de un proyecto nacional de más envergadura que trata de “ofrecer más respuestas” sobre los castros de la zona noreste de España. Según el especialista, dentro de esta propuesta, “que ha encontrado en el Ayuntamiento de Valdés un aliado”, se busca conocer con más al detalle poblados que se sabe que existieron, pero que nunca fueron diana de proyectos de investigación. A este respecto, “estamos interesados en poblados de Valdés, Allande, Tineo y Salas”.

En Luarca, excavarán el de Peña Castiel, un castro pequeño, cercano de la bahía de la capital valdesana y con un gran “singularidad” por su defensa. “Es pequeño y, pese a ello, está delimitado por cuatro grandes fosos que supusieron un gran esfuerzo para los pobladores que lo construyeron”, señala González.

El grupo de arqueólogos que se desplazará a Luarca, seis de continuo, trabajará sobre un cuarto de hectárea. “Trataremos de arrojar luz a cuestiones que nos planteamos y que nos servirán para conocer cómo se organizaban los pobladores de aquella época”, señala el arqueólogo, quien opina que en Asturias hay castros muy estudiados (Coaña, Chao Samartín o San Chuis), pero también “muchas dudas por resolver”.

Según sus hipótesis, la investigación en el castro de Peña Castiel de Luarca podría ofrecer información sobre cómo era el comercio, vía marítima, de entonces. “Está al lado de la bahía de Luarca, que es un lugar estratégico por estar protegido de tempestades para la navegación”, señala González. “Aventuramos que el castro está en un buen sitio para conocer las dinámicas de intercambio comercial en la costa cantábrica”, añade.

De momento, no se conoce cuántas construcciones alberga. El equipo sí cree que se podría encontrarse con dificultades porque se encuentra en una zona acantilado, muy vulnerable a la erosión.

El arqueólogo detalla que los castros de la Edad del Hierro dispersos por la costa norte eran “muy diferentes entre sí” y no tenían idéntica organización ni forma de vida pese a convivir en la misma época. “Hay mucha diversidad”, indica, razón por la que en Luarca se esperan sorpresas.

El equipo, que cuenta con el permiso municipal, está ahora pendiente de la Dirección General de Cultura y Patrimonio que debe, a su vez, de conceder una autorización para iniciar la investigación. El grupo recibirá la visita de especialista de otras instituciones europeas, como la Universidad de Edimburgo, y será el arqueólogo valdesano Valentín Álvarez Martínez el codirector técnico de la excavación.

Una vez concluidos los trabajos y hecho el informe, el Ayuntamiento de Valdés podría añadir este recurso a su patrimonio cultural y turístico.

Compartir el artículo

stats