DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Feriona de Corao se blinda y se convoca sin público, bares ni puestos, solo para profesionales

El mayor evento ganadero del norte de España tendrá el próximo día 26 un aforo máximo de 1.500 personas, lejos de las 5.000 que atraía otros años

Una edición anterior de la Feriona de Corao. | LNE

Una edición anterior de la Feriona de Corao. | LNE

La Feriona de Corao se celebrará el próximo miércoles 26 y, por primera vez en su historia se blindará: será únicamente para profesionales del sector. El Ayuntamiento de Cangas de Onís ha planificado un protocolo que ha sido “estudiado, analizado y consensuado”, según el alcalde, José Manuel González Castro, para “garantizar la seguridad sanitaria de todo el que acceda al recinto y del propio pueblo”. No habrá ni mercado, ni bares, ni puestos de venta ambulante, ni público. Los únicos asistentes permitidos serán los pertenecientes al sector, profesionales como ganaderos, transportistas o tratantes.

Habrá un aforo máximo de unas 600 cabezas de ganado en el recinto de la Feriona, aunque se permitirá la presencia de animales en otras fincas del entorno. Solo podrán acudir 1.500 personas, con preinscripción, lejos de los 5.000 asistentes de otros años. Esas cifras suponían un 70% de asistencia de público general y solo un 30% de profesionales. En estos últimos se vuelca este año la Feriona para “ayudar a un sector tocado y hacerle un guiño a los ganaderos en un momento tan grave en el que necesitan apoyo”, asegura Gonzalo Suero, concejal de Agroganadería.

El recinto ferial contará con 44.000 metros cuadrados entre la propiedad pública y las fincas privadas incluidas dentro del cierre y gestionadas por el Ayuntamiento para la ocasión. La celebración de la feria irá acompañada de un amplio despliegue de seguridad conformado por Policía Local, Guardia Civil y una empresa de seguridad privada contratada para el evento.

El recinto tendrá dos entradas, cada una de ellas con un control de acceso en el que se comprobará el listado de autorizados y las acreditaciones, además de la toma de temperatura, el uso obligatorio de mascarilla y el de gel hidroalcohólico. La entrada será escalonada, el día previo a la Feriona, el mayor evento ganadero del norte de España, comenzará un operativo de seguridad que permitirá el acceso de los animales a las fincas. Para ello, los ayuntamientos de Parres y Piloña cederán agentes para reforzar a la Policía Local de Cangas.

Los organizadores han subrayado que este año no habrá una feria como la de otros años. Quieren “evitar el efecto llamada”. Los profesionales interesados en acceder al recinto deberán inscribirse previamente para ser identificados con pulseras una vez lleguen a Corao. El objetivo de este protocolo es establecer una fácil trazabilidad en caso de ser necesario. Las preinscripciones estarán abiertas hasta el próximo viernes y se realizarán por vía telefónica, de nueve y media de la mañana a dos de la tarde. Los inscritos tendrán que aportar sus datos personales, además del número de CEA, la matrícula o el carnet de operador, el número de animales y la especie. El número de acompañantes por vendedor queda condicionado al número de reses con las que acudan a la feria.

El alcalde cangués destacó “la incidencia mínima” de casos de covid-19 que hubo el año pasado en Cangas de Onís “gracias al buen hacer de los empresarios y vecinos”, actitud que, dice, debe continuar para presentar al municipio como “un destino seguro”.

Compartir el artículo

stats