06 de junio de 2012
06.06.2012

El nuevo radar urbano, ya en activo, da una tregua de 10 días a los conductores

El dispositivo de control de velocidad rotará por seis cajas instaladas en puntos estratégicos de Oviedo y comenzará a multar el 15 de abril

05.04.2012 | 02:00
El nuevo radar urbano, ya en activo, da una tregua de 10 días a los conductores

E. V.

Los excesos de velocidad cometidos en el tramo urbano de la «Y», Independencia, los dos sentidos del paseo de La Florida, Fuente de la Plata y Muñoz Degraín serán sancionados con la puesta en marcha, ayer, de un nuevo radar. El dispositivo permanecerá en período de pruebas hasta el 15 de abril, día en que la Policía Local comenzará a tramitar las multas pertinentes.


Los paneles informativos que indican al conductor la presencia de un control unos metros antes del radar fueron instalados el lunes, y con ellos la Policía Local completó el último requisito necesario para la puesta en marcha del dispositivo. Pese a la presencia de cajas en seis puntos estratégicos de la ciudad donde, según la Policía, los ciudadanos cometen más infracciones de tráfico por exceso de velocidad, sólo existe un único radar. Este dispositivo rotará por las cajas según el criterio de la Policía Local, de tal manera que los conductores no sepan qué tramo urbano está siendo controlado.


Existen dos tipos de armarios de radar: un modelo clásico, de color blanco y diseño parecido al de un semáforo, y una caja mucho más moderna e innovadora, de color marrón, que parece formar parte del mobiliario urbano. La Policía Local ha instalado el primer tipo en todas las zonas vigiladas, a excepción de Muñoz Degraín, donde ha optado por la segunda opción. Todos los armarios han sido certificados por el Centro Español de Metrología (CEM) y el radar ha pasado todos los controles técnicos necesarios.


El tramo de la «Y» justo debajo de la pasarela de unión entre el barrio de Ventanielles y el centro comercial Los Prados, por el que se debe circular a 50 kilómetros por hora, será controlado por el radar para regular la velocidad a la entrada de Oviedo y acabar con la contaminación y los altos niveles de ruido que soportan los barrios aledaños a la autopista.


Entre las vías de la ciudad que soportan mayor densidad de tráfico, la Policía ha tenido en cuenta la calle Muñoz Degraín, donde ha instalado un armario a la altura de la confluencia con la calle Valdés Salas para que el dispositivo capte los dos sentidos de circulación.


La calle Independencia en su confluencia con Ingeniero Marquina también contará con la presencia del radar, al igual que la salida hacia San Claudio, uno de los lugares que más denuncias por exceso de velocidad ha registrado en los últimos años y en el que la Policía ha instalado un radar en el cruce de la calle Favila con Fuente de la Plata.


El paseo de La Florida es el único punto que cuenta con dos armarios, uno en sentido Las Campas, antes del primer paso de peatones del vial, y otro en sentido Oviedo.


Para la instalación de los radares, la Policía ha tenido en cuenta la opinión de los ciudadanos, recabada en los últimos meses en diversas reuniones con asociaciones vecinales de Oviedo, y las conclusiones extraídas del estudio de todas las denuncias por exceso de velocidad registradas en la ciudad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Lo último Lo más leído
Enlaces recomendados: Premios Cine