10 de febrero de 2017
10.02.2017

El tripartito aprueba el presupuesto con mes y medio de retraso por las sentencias de Recaudación

La desaparición del nuevo servicio de gestión de tributos de las cuentas locales ha permitido destinar un millón más a las bolsas de empleo y otro a las inversiones

10.02.2017 | 15:04

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Oviedo ha dado luz verde esta mañana al proyecto de presupuestos de 2017 con un montante global de 247.205.900 euros. La presentación oficial del acuerdo corrió a cargo del alcalde, Wenceslao López; la vicealcaldesa, Ana Taboada; el concejal de Economía, Rubén Rosón; el edil de Personal, Iván Álvarez y la concejala de Servicios Básicos, Ana Rivas.

El primer edil, que confió en llevar estas Cuentas al Pleno para su aprobación a principios del próximo mes de marzo, destacó su marcado carácter social, insistió en los 35 millones de euros que se queman en este presupuesto "por los pufos del PP", en referencia a la deuda de "Villa Magdalena", y recalcó que el retraso de mes y medio en la tramitación de las cuentas fue provocado por las sentencias que paralizaron la puesta en marcha del servicio de Recaudación.

Esta circunstancia fue la que obligó a modificar el acuerdo político sobre el presupuesto que el tripartito había presentado ya en noviembre. De aquel anuncio se mantienen las líneas básicas expuestas entonces y que pasan por el incremento del gasto social y el fomento del empleo a pesar de la obligación de destinar 10 millones de gasto al pago de los intereses de la deuda "Villa Magdalena", cuya factura principal se pagará con un préstamo.

Los cambios desde noviembre pasan por la supresión de los más de dos millones que se destinaban entonces a montar el nuevo equipo de Recaudación. Con ese dinero, el tripartito ha podido incrementar en un millón de euros las bolsas de trabajo para las distintas áreas del Ayuntamiento, que permiten contratar personal por acumulación de tareas. Y también ha permitido subir otro millón de euros el capítulo de inversiones, reforzando el apartado destinado a las asistencias técnicas, es decir, la redacción de proyectos, y rescatando algunas intervenciones a las que en noviembre el tripartito había tenido que renunciar, como la supresión del talud en la calle Ricardo Vázquez Prada.

Ana Tabaoda destacó el "trabajo colectivo del equipo de gobierno" y como portavoz del grupo Somos incidió en "una fiscalidad más justa" "aumento de los servicios públicos", "mejora del programa Oviedo Trabaja" y desarrollo de la Universidad Popular. El concejal de Economía y Empleo, Rubén Rosón, recalcó el "histórico endeudamiento" de las cuentas de este año "debido al pufo de 32,8 millones de euros que nos dejó el PP". También recordó que el gobierno local ha logrado diez millones de euros más gracias al nuevo IBI que grava a ese 0,1% que poseen grandes superficies y al dinero que se ahorra el tripartito al dejar de pagar la contrata de Recaudación.

Por su parte, el concejal de Personal, Iván Álvarez, aprovechó su intervención para solicitar públicamente "una silla en el despacho del alcalde y otra en el de Rosón en mayo para empezar a trabajar y conseguir contar con el próximo Presupuesto a uno de enero". El concejal de Economía compartió la propuesta y se mostró de acuerdo en empezar a trabajar las nuevas cuentas dentro de tres meses.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído