Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los médicos que no rindan por la mañana volverán a hacer tardes, advierte Sanidad

El Consejero subraya que "se hará un seguimiento riguroso", servicio por servicio, de la actividad que se desarrolle con el nuevo horario

Los servicios de la sanidad regional que no aumenten la actividad asistencial de las mañanas en los términos pactados con la Administración tendrán que volver a hacer los módulos de trabajo de las tardes. Así lo aseveró ayer Francisco del Busto, consejero de Sanidad del Principado, en relación con el

"Se hará un seguimiento riguroso, servicio por servicio. Se evaluará. En el acuerdo que firmará cada servicio con su gerente se dice que si en un determinado plazo no cumplen con su compromiso, volverán a la distribución de jornada previa", explicó a LA NUEVA ESPAÑA el titular de Sanidad.

El cambio horario implica una nueva organización de las 37 horas y media después de cuatro años en los que buena parte de los profesionales sanitarios de la región, de muy mala gana, han cumplido una jornada matutina de ocho a tres, y además han realizado las dos horas y media restantes en una tarde a la semana, o cinco horas en una tarde cada dos semanas.

Un documento elaborado por el Servicio de Salud del Principado (Sespa), que especifica el incremento de actividad exigido en consultas, intervenciones quirúrgicas y pruebas diagnósticas, puntualiza que el rendimiento de las dos horas y media semanales que cambian de ubicación debe aumentar globalmente un diez por ciento con relación a la organización actual.

Francisco del Busto hizo hincapié en que la modificación horaria "no es algo que se nos haya ocurrido de golpe, sino un planteamiento sobre el que llevamos trabajando un año y medio". El titular de Sanidad se remontó al discurso programático que ofreció en la Junta General del Principado en septiembre de 2015. "Entonces advertí de que trabajaríamos sin tabúes; que yo no tendría nada que decir siempre y cuando la actividad pactada y firmada entre un servicio y su gerente, con una determinada redistribución de la jornada, fuera mayor que la anterior".

Francisco del Busto detalló los pasos seguidos por la Administración sanitaria: "A los gerentes de las áreas sanitarias se les ha explicado los rendimientos que tenían en este momento y se les ha planteado la posibilidad de modificar las dos horas y media en el sentido que considerasen pertinente, con una línea que es uniforme para todas las áreas sanitarias y que suponga una mejora". El nivel de aceptación de esta propuesta por parte de los gerentes "ha sido del cien por ciento", indica el titular de Sanidad. El cambio también ha sido aplaudido por los profesionales, señaló Del Busto.

"Estos criterios se les han explicado a todos los sindicatos de la mesa sectorial, porque esta posibilidad de cambio afecta a todas las categorías del sistema sanitario. No hay que olvidar que ha sido una petición del Sindicato Médico (SIMPA), de Comisiones Obreras y de otros sindicatos. En el tiempo que llevo como consejero me lo han planteado en la práctica totalidad de las reuniones", precisó.

Los pactos que se suscriban, indicó el titular de Sanidad, constituyen "un acuerdo entre un servicio y la gerencia, pero al mismo tiempo son un compromiso de todo el servicio". "Y si los compromisos no se cumplen dejan de tener valor", afirmó Del Busto.

El consejero hizo énfasis en que el cambio de horario no es una imposición. "Podrán seguir como están ahora aquellos servicios que lo consideren más razonable o que no puedan poner sobre la mesa una mejora clara de los rendimientos", señaló. Y añadió: "Creo que habrá algunos servicios que adopten otras formulas, que opten por módulos de una hora o por seguir con las dos horas y media por las tardes. Pienso, por ejemplo, en las unidades que tengan que realizar una actividad quirúrgica compleja". La cirugía compleja, de larga duración, es precisamente el tipo de actividad que algunos jefes de servicio, especialmente del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA), consideran más difícil encajar en la futura estructura horaria.

A juicio de Del Busto, "si todos los profesionales han dicho que con un mejor clima laboral y con media hora adicional por la mañana se mejorará la productividad, lo previsible es que todos cumplamos con lo que hemos puesto sobre la mesa". "Yo siempre me fío de los profesionales, en este caso porque hablamos de algo que demandaba la inmensa mayoría de los trabajadores del sistema sanitario", apostilló el titular de Sanidad.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats