Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Proponen expedientar a Santiago por actuar para el Ayuntamiento

La edil de Somos no solicitó compatibilidad y Taboada, al frente de Participación, no tuteló el contrato, concluye el Interventor

La concejala de Somos Oviedo, Anabel Santiago, se enfrenta a una posible sanción administrativa por contratar actuaciones de su espectáculo como cantante con el Ayuntamiento pese a ser personal laboral de la misma administración local. Al menos esa es una de las conclusiones a las que ha llegado el

Intervención concluye que estos hechos pueden ser constitutivos de infracción administrativa y que los pondrá en conocimiento del Concejal de Interior quien, en su caso, podría iniciar la apertura de un expediente. El análisis de las circunstancias en que se contrató en esta ocasión a Anabel Santiago también responsabiliza de las irregularidades a Ana Taboada, entonces concejala de Participación y Transparencia, quien "incumplió", recalca el Interventor "las obligaciones exigidas al no detectar y solucionar de modo efectivo el conflicto de intereses entre la contratista y el Ayuntamiento".

El Interventor también apunta en sus conclusiones a una posible sanción por la filtración, hace meses, del borrador de este informe. Cuando se conoció esta investigación, Anabel Santiago y Ana Taboada, ahora compañeras de partido y concejalas de la oposición en Somos Oviedo, ya consideraron que los problemas de estos contratos eran "una mera formalidad", acusaron al PP de "persecución" y alegaron que la cantante de tonada ya había sido contratada por los anteriores gobiernos del PP.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats