Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El nuevo Oviedo universitario toma foma: Las residencias de Montecerrao y La Gruta acogerán hasta 527 estudiantes en septiembre

El temor a la enseñanza telemática frena las reservas de ambos equipamientos, que prevén culminar sus obras a partir de finales de primavera

Las obras de los tres edificios que conforman la nueva residencia de estudiantes de Montecerrao. | Luisma Murias

Las obras de los tres edificios que conforman la nueva residencia de estudiantes de Montecerrao. | Luisma Murias

El nuevo Oviedo estudiantil toma forma en Montecerrao y La Gruta, y echará a andar en los próximos meses. Los responsables de las dos nuevas residencias, que se están habilitando en ambos puntos para ofertar 527 plazas para estudiantes –que se sumarán a las algo más de 400 existentes actualmente en la ciudad–, aseguran que los complejos abrirán sus puertas en junio y septiembre, respectivamente, para empezar a dar servicio el próximo curso. Ambos establecimientos han cerrado ya varias reservas, pero admiten un ritmo más lento de lo esperado por el temor a que la Universidad de Oviedo opte por seguir impartiendo sus clases de manera telemática.

En la calle Aller, en Montecerrao, un ejército de obreros remata los exteriores del complejo de tres edificios de nueva planta que albergarán a un máximo de 317 estudiantes; la mayoría dispondrá de habitaciones individuales para favorecer el estudio. “Los trabajos marchan según lo previsto y, si no hay novedad, abriremos nuestras puertas entre mayo y junio”, indica Iván Mojardín, director del nuevo establecimiento levantado por la constructora Aldara y que tras una inversión de unos doce millones de euros será gestionado por Nexo, un grupo especializado en el sector de las residencias de estudiantes, con presencia en toda España.

Para ver el antiguo hotel La Gruta convertido en residencia habrá que esperar un poco más. El grupo Micampus ya ha iniciado los trabajos para transformar el viejo establecimiento en un alojamiento a todo confort para 210 estudiantes. La previsión es inaugurar las instalaciones en septiembre y culminar a medio plazo una inversión total de quince millones de euros. “Todo va según lo planeado y empezamos a tener alguna reserva”, indica Sebastián Oviedo, director ejecutivo de Micampus Residencias.

Contenedores en el exterior del hotel La Gruta.

Los inversores han puesto sus ojos en los estudiantes provenientes de fuera de la capital y otras regiones limítrofes que elijan Oviedo para cursar sus estudios de Medicina, Biología, Derecho o Químicas. La cercanía de ambas instalaciones al campus del Cristo es vista como una buena oportunidad para atraer la atención de un sector que cada año mueve en España a unos cien mil estudiantes –que podrían ser quinientos mil en unos años según algunos expertos– y en la capital asturiana tiene en los cursos del MIR uno de sus principales reclamos para el estudiantado.

El principal enemigo para la buena marcha de los negocios, que se están levantado con la intención de ampliar la escasa oferta de plazas de alojamiento residencial para estudiantes, es, como ocurre con otros sectores en la actualidad, el coronavirus. La Universidad de Oviedo ha optado por la enseñanza telemática como gran apuesta para contener la expansión del virus y esto ha traído consigo una clara caída de la demanda de alojamiento.

Los miles de estudiantes del MIR que cada año se buscaban su piso y llenaban de fiestas universitarias el casco histórico durante buena parte del año están ahora alejados de Oviedo al impartirse las clases íntegramente de manera telemática. De todos modos, los impulsores de las residencias confían en que la vacunación generalizada suponga el final de la pandemia y la vuelta a la normalidad académica. “Tarde o temprano esto acabará y habrá un interés creciente en Oviedo como ciudad universitaria”, coinciden los empresarios en referencia a los planes existentes, por parte de las administraciones públicas, de desarrollar un gran campus en el Cristo, aprovechando los terrenos del viejo HUCA.

Oportunidades

La creación de nuevos grados y las bondades turísticas y gastronómicas de la ciudad son otros factores con los que los inversores cuentan para que la capital del Principado se convierta en los próximos años en un referente universitario. “A falta de otros sectores, Asturias deberá apostar por la investigación, y ahí Oviedo jugará un papel importante”, sostienen los empresarios, convencidos del éxito de su modelo de negocio, ya consolidado en otros núcleos universitarios de España.

Compartir el artículo

stats