DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vicente A. Montes Álvarez

Lío

No entiendo nada de la actualidad y empiezo a pensar que tiene que ser cosa del deterioro intelectual

Esta semana me planteé ir al neurólogo. No entiendo nada de nada y empiezo a pensar que tenga un deterioro intelectual serio porque no es posible que quienes nos “aleccionan” desde de los medios de comunicación nos tomen por idiotas.

Cuando escucho las explicaciones relacionadas con lo del dirigente del Frente Polisario Brahim Ghali, acerca de su falsa o auténtica identidad y de su traslado a Argelia, me armo tales líos que termino con jaqueca.

Y lo de la subida de la electricidad, ¿que? Yo creía que nos iban a subir la luz, pero nos explican que no necesariamente. Se ilustra el razonamiento con explicaciones que precisas título de ingeniero eléctrico con máster en consumo energético para entenderlas y poner en práctica las propuestas. Dicen que habrá tres tipos de tramos horarios: punta, llano y valle y que haciendo el consumo principalmente entre las doce de la noche y las ocho de la mañana se puede ahorrar bastante. Además hay que conjugarlo con el tema de la potencia instalada y… uno se entrega.

Pensé que cocinando a las dos de la mañana, guardando en frigorífico la comida hasta el mediodía y calentándola a la hora de comer en el microondas se harían tres consumos de energía para lo que antes se hacía con uno. Pero dicen que no, que no lo entiendo. Y, por otro lado, si todos consumimos en las horas valle, incluidas empresas, esas horas… ¿serían valle o punta?

Luego alguien, pensando en la igualdad, dice que lo importante no es a qué hora se plancha, sino quién plancha. Total, que el neurólogo me dijo que con lo del coronavirus las citas… y sigo hecho un lío.

Compartir el artículo

stats