09 de mayo de 2012
09.05.2012
 

Asturias inventaría e informatiza por primera vez todo su patrimonio cultural

El proyecto, impulsado por la Consejería de Cultura, se realiza en colaboración con la Universidad de Oviedo

09.03.2012 | 01:00
Programa SIGPCA. De izquierda a derecha, Avelino Gutiérrez (Historia), Felipe Fernández (Geografía), Juaco López, Jesús Ignacio Jiménez y Daniel Herrera, durante la presentación del proyecto en el Museo Arqueológico. | miki lópez

Oviedo, P. R.

Asturias tendrá por primera vez todo su patrimonio cultural inventariado e informatizado. El proyecto, presentado ayer en el Museo Arqueológico, nace en la Consejería de Cultura, pero será la Universidad de Oviedo, a través de los departamentos de Geografía e Historia, quien lo elabore. De hecho, ya ha comenzado con los 257 bienes de interés cultural (BIC), como se pudo ver ayer. Todavía en fase de pruebas, el Principado era la única comunidad autónoma que carecía de una herramienta de estas características, según subrayó Juaco López, director general de Patrimonio.


«Los inventarios del patrimonio cultural son la base sobre la que se sustenta la protección, la conservación, el estudio y la difusión de nuestro patrimonio. El conocimiento de la realidad es la única guía que puede señalar qué es lo que tenemos que conservar y la única que nos permite conocer el estado de conservación de esos bienes», señaló Juaco López.


El responsable de Patrimonio confía en que, gobierne quien gobierne a partir del próximo 25 de marzo, «se haga solidario con este proyecto». Y añadió: «Estamos en los inicios, pero hemos avanzado mucho en muy poco tiempo».


A la presentación del denominado «Sistema de Información Geográfica Patrimonio Cultural de Asturias» (SIGPCA) asistieron también los dos profesores universitarios responsables, Avelino Gutiérrez, de Historia, y Felipe Fernández, de Geografía, además de los autores del diseño informático, Jesús Ignacio Jiménez Chaparro y Daniel Herrera.


Una de las singularidades del proyecto, explicó el profesor Felipe Fernández, es que proporcionará información no sólo sobre el patrimonio, también geográfica. «El diseño del sistema responde a dos cuestiones: para quién y para qué. Se hace para conocer toda la información, tenerla actualizada, evitar los problemas de dispersión y poder gestionarla. Y se destina a la Administración regional, que podrá tener acceso a toda la información; a los investigadores interesados en el patrimonio y a otras administraciones, y, finalmente, al público en general».


Una vez que el proyecto esté disponible, podrá accederse a la página a través de la web de la Consejería de Cultura o del Principado y el buscador Google.


La incorporación del patrimonio cultural asturiano a las nuevas tecnologías es uno de los objetivos que se marcó Juaco López a su llegada a la Consejería de Cultura. En su opinión, de los cuatro pilares básicos que conforman el patrimonio cultural, bibliotecas, archivos, museos y Servicio de Patrimonio Cultural, son los dos primeros los que en este momento prestan un mejor servicio a través de internet.


Situación muy distinta es la de los museos y el servicio de Patrimonio. «Las colecciones de los museos asturianos no existen en internet ni las puede conocer nadie. Somos la única comunidad autónoma que no tiene el programa Domus y cuyos fondos no son visibles en internet», señaló.


Su departamento ya ha dado los primeros pasos para resolverlo, con los museos, con el Ministerio de Cultura y con la Dirección General de Tecnología de la Información, pero el proceso no ha concluido. «Esperemos que no se detenga», subrayó.


En lo que respecta a la situación del patrimonio cultural, Juaco López efectuó un repaso a los inventarios realizados en los últimos treinta años. «Se han llevado a cabo múltiples inventarios y catálogos de patrimonio cultural. Puedo decir que muchos de estos trabajos están obsoletos, por ejemplo los yacimientos de muchas cartas arqueológicas no están georreferenciados y conocer su localización exacta a menudo es un problema; el inventario del patrimonio histórico industrial es de 1986 y desde entonces no ha vuelto a revisarse, el de patrimonio arquitectónico, realizado en 1995-96, todavía no abarca todos los concejos y hay carencias gravísimas, por ejemplo en el patrimonio etnográfico».


En su opinión, el problema más grave «es el desorden con el que se han hecho los inventarios y catálogos y el hecho de que para su realización no se haya impuesto una ficha única», algo que se soluciona en el que se realizará ahora.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Patrocinado por nombre

Lotería de Navidad 2014