Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Día Mundial contra el Cáncer

Ruth Vera: "Debemos desvincular cáncer y muerte"

"Hay que hablar de la enfermedad, no taparla", dice la presidenta de la SEOM en el Día contra el Cáncer

Ruth Vera preside la Sociedad Española de Oncología Médica.

Ruth Vera preside la Sociedad Española de Oncología Médica. SEOM

Como cada 4 de febrero, el Día Mundial contra el Cáncervuelve a situar en el centro del foco informativo a un problema que, bien por padecerlo o por convivir con quien lo sufre, afecta a miles de españoles. Un término que, como define la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM),

"La gente joven vive el cáncer como una posibilidad lejana. A las enfermedades, ya sean cáncer u otras, se les da la espalda desde niños"

La SEOM ha presentado recientemente el informe 'Las cifras del cáncer en España - 2019', que recogen un aumento del 12% de casos en los últimos cuatro años, debido sobre todo al incremento del 17% en mujeres. La incorporación, más tardía, de la mujer al tabaco ha provocado que sea en los últimos años cuando se ha descubierto esta preocupante subida en la incidencia. Pero también es efecto del envejecimiento de la población española. "El cáncer va asociado a alteraciones moleculares y genéticas, y son más probables que aparezcan conforme nos hacemos más viejos", explica la presidenta de la SEOM, jefa del Servicio de Oncología Médica del Complejo Hospitalario de Navarra.

Incidencia del cáncer en 2019

Infogram

El informe calcula que este año se diagnosticarán en España un total de 277.234 casos de cáncer, de los cuales 161.064 corresponderán a hombres y 116.170 a mujeres. Por tipologías tumorales, los de colón y recto (44.937 nuevos casos), próstata (34.394), mama (32.536), pulmón (29.503) y vejiga urinaria (23.819) serán los más frecuentes. Por edades, mientras que en hombres los mayores de 65 años tienen el doble de posibilidades de padecerlo, en el caso de las mujeres la proporción se iguala, en especial por el diagnóstico en estadios cada vez más tempranos del cáncer de mama.

"Hay que desvincular cáncer y muerte. En estos momentos más del 50% de los pacientes se curan y en el resto de casos tenemos datos de supervivencias largas y con una calidad de vida aceptable. No obstante, debemos ser realistas. Seguirán muriendo pacientes a consecuencia del cáncer. Nacemos, vivimos y morimos", resume la presidenta de la SEOM, que en este punto conecta la necesidad de incrementar la conciencia preventiva con el beneficio de conocer más y mejor al cáncer. "La gente joven vive el cáncer como una posibilidad lejana. A las enfermedades, ya sean cáncer u otras, se les da la espalda desde niños. No se habla de ellas, parece que están ocultas y no existen. Quizás hay que ser más conscientes de su impacto”, reflexiona Vera, que aconseja en este sentido priorizar la difusión de hábitos saludables desde el colegio. “Vemos que los jóvenes se siguen acercando al tabaco y al alcohol, el sedentarismo está cada vez más presente en los niños… Queda mucho por hacer en el ámbito de la prevención", subraya.

"La comunicación entre médico y paciente es fundamental. Cada persona, cada caso, es único"

La relación de comunicación médico-paciente, clave en el avance de la medicina personalizada, no solo es de gran ayuda para el enfermo, sino también para su entorno familiar, en muchos casos el principal soporte de apoyo de quien padece cáncer. En este sentido, la doctora Ruth Vera reivindica el valor de ese diálogo como elemento de valor añadido para conocer las circunstancias concretas de cada paciente. "El cáncer tiene un impacto emocional importante que hay que saber manejar y la comunicación entre médico y paciente es fundamental. El médico debe saber a qué se dedica, qué soporte familiar tiene, cuales son sus aficiones…". Y es que el ‘doctor Google’ - la información sanitaria sin filtro que se consulta en buscadores - es contraproducente. "Hay que tener mucho cuidado con lo que sale en Internet. Debemos ser conscientes de que cada paciente, cada caso, es único", añade.

La presencia de psicooncólogos en los equipos multidisciplinares que atienden a los pacientes va creciendo poco a poco, pero su consolidación es una de las demandas de la presidenta de la SEOM. Pero la principal tiene que ver con la mejora de un modelo que permita articular investigación y asistencia. Es decir, que el médico oncólogo no solo se vuelque en su cometido de atención individualizada, sino que disponga de tiempo y recursos para conocer mejor la enfermedad, porque "una mejor asistencia va vinculada a la investigación". "El gran reto que tenemos por delante es encontrar un esquema que permita a los oncólogos investigar, porque actualmente deben hacerlo fuera de su horario laboral", dice la presidenta de la SEOM, partidaria de que las investigaciones no dependan tanto de la financiación de la industria farmacéutica y de que se encuentren nuevas vías para sufragar los nuevos estudios y avances.

Otra de sus preocupaciones tiene que ver con el encarecimiento de los fármacos oncológicos. El último informe del Consejo Ejecutivo de la OMS, publicado hace escasos días, alertaba de la subida de los precios en todo el mundo. "Es un tema que hay que abordarlo de manera conjunta entre todos los agentes: Administración, médicos, farmacéuticos, industria, pacientes... La industria juega un papel importante porque tenemos que hacer que el acceso sea sostenible y bajo los principios de equidad", indica.

¿Será posible en el futuro detectar un cáncer con un simple análisis de sangre? La presidenta de la Sociedad Española de Oncología Médica no lo descarta. "Es una posibilidad y un reto. Sería una de las mejores noticias que podríamos tener en el diagnóstico del cáncer. Tenemos tecnología preparada para ello y puede que no esté tan lejos", concluye.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats