DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una gijonesa vuelve a casa tras 315 días en el hospital: "Me he perdido parte de la vida por el coronavirus, por favor, tened cuidado"

Elsa Lomas, la española que más tiempo estuvo ingresada por el covid, relata su calvario ingresada: "Mi hija pequeña ha cambiado mucho en este tiempo, la tengo que conocer"

A la gijonesa Elsa Lomas la esperaban en su casa de Madrid con globos de colores y carteles de bienvenida decorando el rellano. La llaman “SuperElsa” y no es para menos: hacía 315 días que no pisaba su hogar después de que un coronavirus por entonces aún incipiente le obligase a ingresar en el Hospital de Gregorio Marañón el día 11 de abril. Su caso se alza ahora como una de las estancias hospitalarias por coronavirus más prolongadas en España hasta la fecha. Estuvo en la UCI y en todas las plantas y unidades imaginables y su familia, tras casi un año temiéndose lo peor, espera que la historia de la asturiana sirva ahora como un mensaje de optimismo para una ciudadanía ya cansada de los tiempos de pandemia. “Su testimonio creemos que puede ayudar a la gente; puede lanzar un aliento de esperanza para aquellos que ahora lo están pasando mal, para que vean que hay que luchar porque se puede”, aplaudía ayer Esther Lomas, hermana de la superviviente.

A sus 52 años, Lomas es ingeniera informática, está casada y tiene una hija pequeña. Recuerda muy pocas cosas de los últimos diez meses de su vida, pero entiende lo suficiente como para posar ante la cámara sonriente y animada.

Compartir el artículo

stats