El perfil de las víctimas

Hombre de 55 a 64 años, con un coche viejo, y accidentado en vía convencional Seis motoristas muertos, uno más que en 2014

08.01.2016 | 08:43

Hombre de 55 a 64 años, conductor de un vehículo con más de diez años de rodaje, y accidentado en una carretera convencional. Éste es el perfil de la víctima mortal al volante en Asturias, según datos de la Jefatura Provincial de Tráfico. En 2015 se redujeron de forma apreciable las víctimas de accidentes en vías interurbanas, de 25 a 19, 6 menos, así como el número de siniestros mortales, que pasaron de 23 a 19. Son cifras que pueden calificarse sin duda de históricas, ya que son las más bajas desde que hay estadísticas (y éstas se iniciaron en 1960). También se ha producido un ligero descenso de los heridos graves, que pasaron de 127 en 2014 a 119 en 2015.

Según datos de Tráfico, la mayoría de los siniestros mortales, un 68 por ciento, siguieron produciéndose en las carreteras convencionales o secundarias (antes suponían el 80 por ciento). No obstante, frente a los 22 siniestros mortales registrados a lo largo de 2014 en este tipo de vías, esa cifra se redujo en 2015 a 13. Otro dato destacado es la reducción de los fallecidos en turismos y camiones, que pasaron de 14 en 2014 a 8 en 2015. El número de motoristas fallecidos se elevó ligeramente, de 5 a 6. El resto son peatones.

La Jefatura Provincial mostró su preocupación por el envejecimiento del parque móvil asturiano. La edad media de los vehículos implicados en accidentes continúa aumentando, según advierte el organismo. En 2015 se situó en 13,88 años para los turismos y en 9 para las motocicletas.

Salida de la calzada

Según la Jefatura, se sigue observando un mayor número de fallecidos de sexo masculino, que constituyen el 79 por ciento de las víctimas mortales. Además, el mayor porcentaje se acumula en el grupo de edad entre 55 y 64 años. El tipo de accidente más habitual es la salida de la calzada, especialmente en las carreteras convencionales. Dos tercios de los accidentes se produjeron en el horario diurno, esto es, entre las siete de la mañana y las ocho de la tarde. La Jefatura resalta también que el uso del casco (al igual que otros elementos de seguridad, como el cinturón o los sistemas de sujeción de menores) va en aumento de forma apreciable. De hecho, los 6 motoristas fallecidos el año pasado lo llevaban.

Pero la Jefatura Provincial no sólo se ocupa de fallecidos y sanciones de tráfico. La unidad de víctimas (UVAT) en Asturias atendió el año pasado a un total de 1.037 víctimas de accidentes. Este servicio realizó, además, numerosas acciones formativas e informativas con miembros de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado, policías locales y profesionales del ámbito sanitario y social.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine