31 de julio de 2016
31.07.2016

Los "cazadores de luz" muestran sus obras

El campus pictórico que dirige Favila enseña a los alumnos las técnicas para atrapar las distintas tonalidades lumínicas

31.07.2016 | 05:05
Amado González Hevia, "Favila", con algunos alumnos y el presidente de la Escuela, Luis Rodríguez.

Los alumnos de Amado González Hevia, "Favila", el prestigioso pintor moscón afincado en Avilés, han colgado en la Escuela de Artes y Oficios sus obras, fruto del proceso creativo que desarrollaron en el IV Campus artístico de verano, que durante el mes de julio descubrió a los participantes las técnicas básicas para captar la luz y plasmarla en los lienzos.

El taller, que se celebraba en horario vespertino, aprovechaba el entorno del jardín francés del parque Ferrera para instruir a los asistentes en la técnica del óleo como forma básica de captación de los diferentes tipos de luz. "Este método permite ir creando poco a poco la obra e ir añadiendo matices, ya que tarda más en secar. De esta manera puedes ir haciendo la composición por capas o secuencias", explicó Favila quien, tras la jubilación de la profesora María Antonia López, llevará todo el peso el próximo curso de la enseñanza pictórica en la escuela que tiene su sede en la plaza de Álvarez Acebal.

"Asistió al taller gente de entre 10 y 65 años. Hay muchas personas que, una vez jubiladas, descubren talentos ocultos que no conocían hasta la fecha, o bien quieren dedicar el tiempo libre a actividades artísticas", comentó el presidente de la Escuela de Artes y Oficios, Luis Rodríguez. El cursillo contó con la participación de catorce personas (tres niños y once adultos".

La alumna más joven del taller, Cecilia Calvet, de once años, se mostró encantada con el desarrollo del curso, en el que pudo profundizar sus conocimientos pictóricos gracias a las lecciones de sus profesores. "Me gustó mucho; para mí fue la primera vez que pintaba un cuadro tan real. Gracias a las enseñanzas recibidas pude componerlo y quedé muy satisfecha", señaló Calvet, que declaró que su amor por el arte nació de muy joven.

"Todo comenzó cuando tenía cinco años. Un día me dio por pintar, no sé si por la vidilla o el gusanillo. Entonces me empezó a interesar mucho este mundo. Es una pasión, el entusiasmo de crear algo artístico", afirmó la pequeña pintora.

En fechas próximas se montará una exposición en la que se pueden observar los diferentes grados de captación de luz según las técnicas pictóricas enseñadas por el artista moscón, quien tomará la batuta de la enseñanza pictórica de la Escuela de Artes y Oficios con el objetivo de convertirla en uno de los puntos de referencias de creación artística de la villa avilesina.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine