Alfonso X pisa territorio poleso

La Pola representa por primera vez
la concesión de la Carta Puebla al
concejo sierense por parte del monarca

29.03.2013 | 02:12
Los Reyes, con el Arzobispo y los representantes municipales.
Los Reyes, con el Arzobispo y los representantes municipales.

Pola de Siero,


Manuel NOVAL MORO


El rey Alfonso X el Sabio pisó ayer las calles de Pola de Siero, concretamente el parque que lleva su nombre, y lo hizo acompañado por su mujer, Violante de Aragón y Hungría, y por el arzobispo de Toledo y canciller del Rey, don Sancho de Aragón. Sus majestades recalaron en la localidad para protagonizar la entrega de la Carta Puebla al concejo, que le concedió varios privilegios, entre ellos la celebración de un mercado semanal todos los martes, que sigue vigente en nuestros días.


La localidad estrenaba así la recreación del acontecimiento histórico con un acto solemne en la plaza del Ayuntamiento. Los tres personajes históricos mencionados, ataviados con vistosos trajes de la época, se sentaron en la plaza, a la vista de todos, con los actuales representantes municipales: el alcalde, Eduardo Martínez Llosa, y la concejala de Festejos, Engracia Valle, vestidos también para la ocasión. El notario Martín Pérez, que en su día dio fe de la concesión de la Carta Puebla, fue quien presentó el acto, leyendo la totalidad del texto que había sido concedido el 14 de agosto de 1270.


La ceremonia quiso ser un diálogo con la historia desde el presente, ya que, además, de la lectura de la Carta Puebla, el Alcalde actual celebró con el público la concesión del privilegio que sirvió para configurar el municipio tal como lo conocemos hoy, y a continuación dio por inaugurado un mercado tradicional con raigambre polesa. Tras la recreación de la entrega de la carta puebla y la inauguración oficial del mercado, la banda de gaitas «Xiranda» interpretó allí mismo el himno de Asturias y, seguidamente, varios miembros del grupo «El Ventolín» representaron un baile. A continuación, los reyes, el prelado y los representantes municipales recorrieron el parque Alfonso X el Sabio precedidos por la banda.


La localidad contó para la representación con el trabajo de colaboradores asiduos de las fiestas del concejo, implicados habitualmente en la organización de muchos actos con tinte tradicional. El rey fue Manuel Pergentino Martínez; la reina, María Emilia Rodríguez; el arzobispo, José Ramón Oliva, y el notario, Felipe González Valdés.


La presencia de los reyes causó mucha expectación en la primera jornada de un mercado que tuvo mucha aceptación. «Ves algo diferente, y eso siempre se agradece», decía al terminar el acto Beatriz Martín, que este año, llegada de Gijón, asistía por primera vez en Semana Santa a Pola de Siero. La identidad local seguirá presente en los próximos días.

Enlaces recomendados: Premios Cine