Normalidad y emotivo homenaje a las víctimas de los atentados terroristas

22.11.2015 | 01:56
Jugadores, entrenadores y árbitros posan ante una bandera de Francia durante el minuto de silencio.

La normalidad se instauró en el clásico entre Real Madrid y Barcelona, que, envuelto en unas tremendas medidas de seguridad, se desarrolló sin ningún tipo de incidente. El encuentro se inició tras un emotivo homenaje a las víctimas de los atentados terroristas del pasado día 13 en París, con la Marsellesa sonando a piano por la megafonía del Santiago Bernabéu. Una bandera de Francia de grandes dimensiones ocupó gran parte del lateral del estadio madridista; otras aparecían en los dos videomarcadores. En el círculo central, en línea, titulares y suplentes de Real Madrid y Barcelona con sus respectivos entrenadores, Rafa Benítez y Luis Enrique, y los cuatro colegiados. Todos unidos ante el terrorismo en un minuto de silencio respetado por todos los aficionados que llenaban el estadio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine