02 de junio de 2016
02.06.2016

El PP logra aprobar al segundo intento las cuentas en Cudillero tras ajustar el gasto

"Se echaba en falta una explicación", admite el Alcalde después de comprometerse con la oposición a no realizar inversiones "superfluas"

02.06.2016 | 04:03
Ediles de Cudillero en el Pleno celebrado ayer.

Los presupuestos de Cudillero para el presente ejercicio fueron aprobados ayer, al segundo intento, al dar su voto favorable a las cuentas todos los grupos de la Corporación. El documento, que mantiene las mismas premisas contables de su primera versión, incorpora ciertas modificaciones, principalmente en la memoria de Alcaldía. "Se echaba en falta en este apartado una explicación de cuál es la línea de trabajo que quiere seguir este equipo de gobierno", reseña el alcalde Ignacio Escribano (PP), que señala el ajuste del gasto y la no subida de impuestos como objetivos.

Un mes atrás, tanto PSOE, como Somos y Vecinos por Cudillero votaron negativamente a la propuesta presentada por el PP con la ayuda de Foro. Una circunstancia que obligó a adoptar algunas modificaciones, aunque no en el aspecto económico. "Los presupuestos no han variado en cuanto a partidas presupuestarias ni cantidades asignadas", explica el regidor. Por tanto, se mantienen las cifras, con unos gastos totales de 4.854.247 euros, y unos ingresos que alcanzan los 4.921.143 euros. Partidas a destacar son los 54.000 euros que se irán a inversiones reales, asó como los 350.000 que deberán destinarse a amortizar la deuda municipal.

El documento que ha logrado el voto unánime sí incluye, como novedad, un apartado en el que el gobierno se compromete a ajustar al máximo los gastos, "sin que haya gastos superfluos ni desmesurados", apunta Escribano, que se compromete a destinar los fondos "exclusivamente a dar un servicio de calidad a nuestros ciudadanos". También se expresa la cautela a desarrollar en las inversiones, que serán "muy consensuadas, medidas y necesarias", y se manifiesta la intención de no realizar ningún tipo de aumento en los impuestos.

Las subvenciones solicitadas tendrán que fiscalizarse por intervención, y el gobierno deberá dar cuenta al resto de grupos políticos cuando haya una modificación presupuestaria.

Toda la oposición decidió cambiar su voto inicial negativo por el sí. El PSOE señaló que a la primera votación se llegó "sin tiempo". Por su parte, Somos manifestó su agrado con la forma en que se actuó esta vez, "de forma más correcta, hablando con los grupos políticos", y pidió que en próximos ejercicios se tenga en cuenta la petición de unos presupuestos participativos.

Vecinos por Cudillero lamentó que no haya inversiones a causa de la deuda municipal, y pidió al Alcalde que investigue la parte que "no sea legítima".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine