12 de septiembre de 2017
12.09.2017

El tiempo adelanta doce días la vendimia de la Denominación de Origen Vino de Cangas

"La uva tiene muy buena calidad, la lluvia de los últimos días ha hecho crecer las bayas, pequeñas por la sequía", dice la presidenta de la DOP

12.09.2017 | 03:51
Vendimia de albarín blanco en el viñedo de Carboiro, en Ibias.

La Denominación de Origen Protegida (DOP) Vino de Cangas inauguró ayer la época de vendimia. Como viene siendo habitual, la recogida de la uva comenzó por Ibias, aunque en esta ocasión 12 días antes que el año pasado. La bodega Vidas ha sido la primera en iniciar la recogida de uva de la variedad albarín blanco en el viñedo de Carboiro, de los viticultores José Ramón Fernández y Adrián Fernández.

Se recogieron unos 4.000 kilos de uva blanca, en una finca de algo más de dos hectáreas que produce hasta 15.000 kilos, incluyendo la uva tinta de las variedades verdejo, albarín negro y carrasquín, que se irán vendimiando a lo largo de la semana.

"La uva albarín blanco la estamos recogiendo con un grado probable de 14º y la tinta ya supera los 12º, y a lo largo de esta semana se empezará a vendimiar", apunta el viticultor Adrián Fernández.

De muy buena calidad califican el fruto viticultores y bodegueros. Beatriz Pérez, presidenta de la DOP Cangas, asegura que la uva que se está recogiendo "tiene muy buena calidad, la lluvia de los últimos días no nos vino mal porque lava las bayas y les permite crecer un poco, que este año nos hacía falta porque venían muy pequeñas por la sequía". Como estaba previsto, la vendimia se adelantó considerablemente, unos 12 días, y la expectativa es que en los viñedos de Cangas del Narcea se inicie el próximo fin de semana, también con adelanto.

En cuanto al impacto que ha tenido la granizada de finales de agosto en la cosecha, Adrián Fernández calcula que en su caso ha podido perder un 15 por ciento de la producción. Sin embargo, cree que los resultados finales de recogida de sus viñedos en comparación a años anteriores se mantendrán, puesto que que este año las vides venían más cargadas.

"La granizada no afectó igual en toda la parcela, dependió de cómo estuvieran orientados los viñedos y en esta finca fue más fuerte a la entrada que al final, pero como la producción que teníamos era mayor que otros años, creemos que en global no lo notaremos tanto", señala Fernández.

Por ello, la estimación general de la DOP es que se ronden los 120.000 kilos de uva, que se traducirán en 100.000 litros de vino.

Una producción aún pequeña que la presidenta de la DOP asegura que se quiere aumentar ."Tenemos demanda de más uva, los vinos se están vendiendo todos cada año", recalca. No obstante, ahora mismo la normativa europea para el viñedo está poniendo límites al crecimiento de las plantaciones en el Suroccidente. "Solo nos aprobaron el 30 por ciento de las solicitudes de nuevo viñedo, en España solo se autoriza el crecimiento del 10 por ciento anual y no se tiene en cuenta que las DOP pequeñas tengamos poco viñedo aún", lamenta Pérez.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine